C.Valenciana.- Un puesto de buñuelos de la Plaza Vannes de Valencia ofrecerá churros para celiacos durante las Fallas

Actualizado 11/03/2011 17:56:38 CET

Barberá visita la parada, instalada en colaboración con el Ayuntamiento, para acercar este producto a todos los ciudadanos

VALENCIA, 11 Mar. (EUROPA PRESS) -

Un puesto de buñuelos y chocolate instalado, con motivo de las Fallas, en la Plaza Vannes de Valencia ofrece churros aptos para celiacos con el fin de poder acercar este producto típico a todos los ciudadanos, también a los que sufren intolerancia al gluten. La alcaldesa de la ciudad, Rita Barberá, ha visitado este viernes esta parada junto a la concejala de Sanidad y Consumo, Lourdes Bernal.

Este establecimiento, inaugurado esta jornada, permanecerá abierto durante todas las fiestas falleras. El pasado año ya se puso en marcha esta iniciativa. Se trata de un punto de venta auspiciado por el Ayuntamiento de Valencia en colaboración con la Federación de Hostelería de Valencia y la Asociación de Celiacos de la Comunidad Valenciana.

Esta idea se enmarca en las actuaciones municipales "desarrolladas con el fin de que todos los valencianos dispongan de los mismos servicios y ofertas", ha precisado la primera edil. En la visita ha este puesto participaron también la presidenta de la Asociación de Celiacos de la Comunidad Valenciana, María Isabel Tegedor, y el presidente de la Federación de Hostelería de Valencia, Juan Carlos Gelabert.

La primera edil ha saludado a los profesionales encargados de esta parada y ha tenido la oportunidad de degustar los churros para celiacos. Este puesto recibió el pasado año, en sólo tres días de las Fallas, la visita de más de 4.000 personas. En 2011 ampliará su horario, ya que mantendrá su servicio durante diez días, hasta San José.

Rita Barberá ha explicado que la ampliación de este servicio para celiacos "ha sido motivada por el éxito de demanda registrado el año pasado". Ha recordado que esta iniciativa surgió en las múltiples conversaciones mantenidas con la Asociación de Celiacos de la Comunidad Valenciana y en el marco del convenio de colaboración firmado, por primera vez en 2001, entre el Ayuntamiento y esta entidad para mejorar la calidad de vida de las personas que no toleran el gluten.

Entre otras actuaciones que el consistorio lleva a cabo para eliminar las barreras que se encuentran las personas celiacas a la hora de adquirir y consumir productos, la alcaldesa ha aludido a las analíticas que el Laboratorio Municipal realiza en los hornos de la ciudad con el fin de comprobar que algunos productos de panadería son "aptos" para la dieta del celiaco y que cumplen con la normativa europea.

La responsable municipal ha explicado que anualmente se establece un plan de trabajo entre la asociación de celiacos y el laboratorio en el que se acuerda el tipo de productos y el número de muestras a analizar. Así, cada año se incide, principalmente, en el análisis de productos de panadería y bollería de pequeños elaboradores de productos susceptibles de sufrir contaminaciones cruzadas debido a que éstos también fabrican productos con gluten.

Barberá ha destacado la importancia de sensibilizar a la población en general de las necesidades de este colectivo que "no es tan minoritario", ha precisado, al tiempo que ha resaltado que "representa a una de cada cien personas".

"POLÍTICAS SOCIALES"

La primera edil ha valorado el compromiso del equipo municipal de gobierno que también colabora con dicha asociación, miembro de la Federación de Asociaciones de Celiacos de España (FACE), para avanzar en la concienciación social acerca de las necesidades de las personas que no toleran el gluten y de aquellos alimentos que contienen esta proteína presente en muchos cereales.

En esta línea, la Concejalía de Sanidad y la de Fiestas y Cultura Popular iniciaron en 2009 otra actuación para que todos los caramelos distribuidos en la Cabalgata de Reyes Magos de la ciudad fueran aptos para los niños celiacos, una iniciativa que fue recogida por otras poblaciones que distribuyen caramelos en sus fiestas locales.

Rita Barberá ha manifestado que se puede decir que Valencia y la Comunidad Valenciana son "pioneras en la prestación de todo tipo de políticas sociales". Se ha referido también al club de restaurantes de esta autonomía que ofrecen un menú sin gluten, en concreto, unos 85 establecimientos, 45 de Valencia, que conforman el "Primer destino para celiacos del Mediterráneo".