¿Cuál es la base del fenómeno de la sinestesia?

Publicado 23/10/2019 8:14:40CET
Sinestesia, cerebro con colores.
Sinestesia, cerebro con colores. - GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / GUGURAT - Archivo

   MADRID, 23 Oct. (EDIZIONES) -

   Ver colores en las letras, percibir los meses del año ordenados en un círculo o asociar un color a un sonido son ejemplos de sinestesia, una forma particular de percibir el mundo de la que gozan algunas personas.

El director del Grupo de Neurociencia Cognitiva de la Universidad de Granada (UGR), Juan Lupiáñez Castillo, define la sinestesia en una entrevista con Infosalus "como una mezcla de sentidos. Se perciben a través de un sentido características propias de otros sentidos". La más común, según el experto, es la que se conoce como grafema-color, que consiste en que cada letra se ve de un color distinto, aunque esté escrita en negro.

   "Cuando hablamos de sinestesia, hablamos de algo natural que se adquiere a lo largo de la maduración cerebral", especifica el experto. Lo explica de la siguiente manera. "Se considera que todos al nacer no tenemos tan separadas las diferentes partes del cerebro que computan diferentes propiedades de la percepción, pero que con el tiempo se van especializando", explica el también catedrático de Psicología Experimental y Neurociencia de la UGR.

   Es decir, que hay un área cerebral que se encarga de la percepción del movimiento, otra que se encarga especialmente del procesamiento del color, otras que se encargan del procesamiento numérico y otras áreas de la auditiva. "Con el tiempo se van independizando", asegura Lupiáñez.

   Sin embargo, las personas sinestésicas, más mujeres que hombres, "por alguna razón, probablemente por una cuestión genética o por algún factor que no se sabe con precisión", puntualiza el experto, no terminan de tener todas estas áreas independizadas, lo que ocasiona "una especie de comunicación extra entre áreas cerebrales que sería la base neural del fenómeno de la sinestesia".

   La sinestesia es más frecuente de lo que se podría esperar. "En general se pensaba que era muy poco frecuente, pero conforme se han ido haciendo estudios más recientes se ha visto que es más común de lo que se pensaba", confirma el experto, que alude a que prevalencia de la sinestesia se situaba en una o dos de cada mil personas.

   "Lo que pasa es que hay muchos tipos, y muchos de ellos la gente no es consciente de que tiene sinestesia, pero cuando se han hecho estudios a toda la población con todos los tipos se ha visto que es común y que se llega a entre el 2 y el 4 por ciento de la población con sinestesia de algún tipo", agrega Lupiáñez.

PARA ELLOS ES LA FORMA NORMAL DE PERCIBIR EL MUNDO

   Una persona descubre que la sinestesia es lo que le hace percibir el mundo de esa manera ya de adultos. "Lo normal es que la gente se dé cuenta de que tiene sinestesia con 18, 20 o 30 años porque llevan toda la vida percibiendo el mundo de esa forma, sólo cuando se le dice que eso que para ellos es lo más normal del mundo, es raro es cuando se dan cuenta de que tienen esa característica que a los demás les parece algo extraordinario", comenta el experto de la UGR.

   Además, "al principio, algunas personas, cuando se dan cuenta de eso, intentan esconderlo para que no les tachen de raros", lamenta Lupiáñez, que, sin embargo, celebra que "hoy en día, afortunadamente, como se ha extendido el término, la gente lo busca y lo ven como algo más normal".

Contador