Publicado 09/12/2020 12:38CET

Coronavirus.- Un estudio apunta que la prescripción de antibióticos no aumentó en la primera ola

La Rambla de Barcelona amanece vacía un día marcado por la festividad de Sant Jordi, que a diferencia de otros años, este no se puede celebrar con normalidad debido a la crisis del Covid-19 y al confinamiento. En Barcelona, a 23 de abril de 2020.
La Rambla de Barcelona amanece vacía un día marcado por la festividad de Sant Jordi, que a diferencia de otros años, este no se puede celebrar con normalidad debido a la crisis del Covid-19 y al confinamiento. En Barcelona, a 23 de abril de 2020. - David Zorrakino - Europa Press - Archivo

BARCELONA, 9 Dic. (EUROPA PRESS) -

La prescripción de antibióticos fue menor a la previsible durante la primera ola de coronavirus y no aumentó, según un estudio realizado por el CAP Roger de Flor de Barcelona y presentado a la Sociedad Catalana de Medicina Familiar y Comunitaria (CAMFiC), que analiza la prescripción durante los primeros meses de pandemia.

Uno de los cambios más destacado que vivió la Atención Primaria durante los primeros meses de la pandemia fue el incremento de la atención telefónica, evitando al máximo las visitas presenciales que se limitaron para prevenir el riesgo de contagio, ha informado este miércoles la CAMFiC en un comunicado.

Uno de los riesgos de las visitas no presenciales durante los primeros meses de la primera ola podía ser la hiperprescripción inadecuada o excesiva de antibióticos para infecciones respiratorias.

El estudio, que ha realizado un análisis retrospectivo de la prescripción de antibióticos entre marzo y mayo en el ambulatorio, comparándolas con las de 2019, y el plan de contingencia sobre el manejo y trato farmacológico que se puso en marcha en el que los facultativos dispuso de toda la información sobre la prescripción de antibióticos evitó una prescripción inadecuada.

De hecho, la cifra total de antibióticos prescritos durante los tres meses de estudio en 2020 muestran una disminución respecto a 2019, pasando de los 4.567 antibióticos prescritos en 2019 a los 3.216 en 2020, y ha sido prácticamente para todos los diferentes antibióticos.

Los investigadores han señalado que los primeros meses de pandemia no se incrementó la prescripción de antibióticos, y el plan de contingencia con los protocolos y algoritmos de prescripción en el CAP Roger de Flor evitó "una prescripción inadecuada de antibióticos".

Para leer más