Publicado 17/03/2021 14:15CET

La convivencia con perros mejora el crecimiento emocional de los niños, según un estudio

Imagen de una niña en bicicleta acompañada de su perro facilitada por la Universitat Rovira i Virgili de Tarragona.
Imagen de una niña en bicicleta acompañada de su perro facilitada por la Universitat Rovira i Virgili de Tarragona. - URV

TARRAGONA, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

Un estudio elaborado por un equipo investigador del Departamento de Psicología de la Universitat Rovira i Virgili (URV) de Tarragona ha concluido que tener perro en casa incrementa el desarrollo social y emocional de los niños.

Los datos se han obtenido a partir de entrevistas con 120 niñas y niños de entre tres y cinco años de edad, de escuelas públicas y concertadas de la demarcación de Tarragona, y de diversos niveles socioeconómicos, ha informado la URV en un comunicado este miércoles.

El trabajo ha evaluado el impacto de tener o no un perro en la interacción de los menores con los adultos, en la expresión de los sentimientos, en el afecto, en la imagen propia, en la interacción entre iguales, en la cooperación y en el papel social.

En base a las respuestas de los niños, los expertos han constatado que la presencia de perros en edades tempranas ayuda al desarrollo social y emocional de los niños, "aunque esto no implica que la no presencia de éstos signifique un desarrollo lento o un mal desarrollo".

El estudio es la parte inicial de un trabajo longitudinal "que se ha visto afectado por la pandemia" y que tiene por objetivo comprobar cómo evoluciona a lo largo del tiempo la diferencia de desarrollo entre los menores que cuentan con un perro en el hogar y los que no.

Se trata de la primera vez que se realiza un estudio psicológico de la relación de los niños con los perros con una metodología reproducible y científica, según la URV, ya que en otros trabajos de los años 80 y 90 sufrían de problemas de metodología.