Publicado 17/08/2020 13:28:44 +02:00CET

La contaminación por metales pesados, relacionada con la resistencia a los antibióticos

Botellas de plástico en un río
Botellas de plástico en un río - EUROPEAN PRESSPHOTO AGENCY (EPA) - Archivo

MADRID, 17 Ago. (EUROPA PRESS) -

La resistencia a los antibióticos es un problema de salud cada vez mayor, pero las nuevas investigaciones sugieren que no sólo es causada por el uso excesivo de antibióticos. Utilizando un proceso conocido como análisis genómico, científicos de la Universidad de Georgia (Estados Unidos) han encontrado una fuerte correlación entre la resistencia a los antibióticos y la contaminación por metales pesados.

Los investigadores encontraron puntos en común en los suelos contaminados con metales pesados en el Sitio del Río Savannah del Departamento de Energía de los Estados Unidos, cerca de Aiken, Carolina del Sur. Según el estudio, publicado en la revista 'Microbial Biotechnology', los suelos con metales pesados tenían un nivel más alto de huéspedes bacterianos específicos que estaban acompañados de genes resistentes a los antibióticos.

Entre los huéspedes se encontraban 'Acidobacteriaoceae', 'Bradyrhizobium' y 'Streptomyces'. Las bacterias tenían genes resistentes a los antibióticos, conocidos como ARG, para la vancomicina, la bacitracina y la polimixina. Los tres medicamentos se utilizan para tratar las infecciones en los seres humanos.

La bacteria también tenía un ARG para la resistencia a múltiples fármacos, un fuerte gen de defensa que puede resistir los metales pesados, así como los antibióticos. Cuando estos ARG estaban presentes en el suelo, los genes resistentes a los metales, o MRG, estaban presentes para varios metales incluyendo el arsénico, cobre, cadmio y zinc.

"El uso excesivo de antibióticos en el medio ambiente añade una presión de selección adicional sobre los microorganismos que acelera su capacidad de resistir a múltiples clases de antibióticos. Pero los antibióticos no son la única fuente de presión de selección. Muchas bacterias poseen genes que trabajan simultáneamente en múltiples compuestos que serían tóxicos para la célula, y esto incluye los metales", explican los científicos.

Para leer más