Consiguen aumentar la vida de moscas y las lombrices. ¿Cómo nos beneficia esta investigación?

Parásitos, tenia, lombrices
FLICKR/OMS
Actualizado 30/11/2017 9:18:42 CET

   MADRID, 30 Nov. (EUROPA PRESS) -

   La esperanza de vida de las moscas y las lombrices se prolonga al limitar la actividad de una enzima común a todos los animales, según ha detectado un estudio liderado por 'University College London' (UCL), en Reino Unido. La enzima --ARN polimerasa III (Pol III)-- está presente en la mayoría de las células en todas las especies animales, incluidos los humanos. Si bien se sabe que es esencial para fabricar proteínas y para el crecimiento celular, su participación en el envejecimiento no se había explorado hasta ahora.

   El estudio, publicado este miércoles en 'Nature' por investigadores de UCL, la Universidad de Kent, en Reino Unido, y la Universidad de Groningen, en Países Bajos, descubrió que la supervivencia de las células de levadura y la esperanza de vida de las moscas y los gusanos se extendió en un promedio de un 10 por ciento tras una modesta reducción en la actividad de Pol III en la edad adulta.

   "Hemos descubierto un papel fundamental para Pol III en moscas y gusanos adultos: su actividad tiene un impacto negativo sobre la función de las células madre, la salud intestinal y la supervivencia del animal. Cuando inhibimos su actividad, podemos mejorar todas ellas. Como Pol III tiene la misma estructura y función a través de las especies, creemos que su papel en los mamíferos y los seres humanos garantiza la investigación, ya que puede conducir a terapias importantes", dice el primer autor, Danny Filer, del Instituto de Envejecimiento Saludable de UCL.

   Los investigadores descubrieron que los efectos de la inhibición de Pol III son comparables a la acción de la rapamicina, fármaco inhibidor de la inmunidad, que se ha demostrado previamente que prolonga la esperanza de vida de ratones y muchos otros animales. Este hallazgo ayudará a los científicos a comprender el mecanismo de acción de fármacos, como la rapamicina, que muestran la promesa de extender la esperanza de vida de los mamíferos.

   "Es comprensible que exista mucho revuelo alrededor de los medicamentos que extienden la esperanza de vida y promueven un envejecimiento saludable, pero se sabe muy poco sobre su funcionamiento, lo cual es información fundamental", explica el coautor del estudio Nazif Alic, también del Instituto de Envejecimiento Saludable de UCL.

   "Ahora, creemos que Pol III promueve el crecimiento y acelera el envejecimiento en respuesta a una señal inhibida por la rapamicina, y que la inhibición de Pol III es suficiente para que las moscas vivan más tiempo como si se les administrara rapamicina. Si podemos investigar más este mecanismo en una gama más amplia de especies, podemos desarrollar terapias antienvejecimiento específicas", agrega.

UN AJUSTE GENÉTICO CON IMPACTO EN LA VIDA Y LA SALUD INTESTINAL

   El equipo utilizó una variedad de métodos genéticos, incluida la mutagénesis por inserción y la interferencia mediada por ARN, para inhibir Pol III en adultos y observar la extensión de la esperanza de vida. Se emplearon la levadura, las moscas y los gusanos como organismos modelo, ya que no están estrechamente relacionados, pero todos contienen Pol III.

   La inhibición de Pol III en las entrañas de las moscas y los gusanos fue suficiente para prolongar la vida útil, y cuando se inhibió Pol III solo en las células madre intestinales de las moscas, también vivieron más tiempo. "Es increíble que podamos hacer un ajuste genético e impactar positivamente en la vida y la salud intestinal. Entender más acerca de las moléculas subyacentes que trabajan en ello abre la promesa hacia nuevas estrategias para terapias antienvejecimiento", concluye la doctora Jennifer Tullet, de la Universidad de Kent, en Reino Unido.

   El equipo ahora planea continuar su trabajo en Pol III para comprender su función en un organismo adulto y, por lo tanto, arrojar luz sobre cómo una reducción en su actividad puede extender la esperanza de vida.