Una combinación de un fármaco para la diabetes y otro para la hipertensión puede mejorar los síntomas del SOP

Fármacos
GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / LIFESTOCK - Archivo
Publicado 01/10/2018 17:15:45CET

MADRID, 1 Oct. (EUROPA PRESS) -

Una combinación de un medicamento para la diabetes y un medicamento para la presión arterial alta puede tratar eficazmente todos los síntomas del síndrome de ovario poliquístico posmenopáusico (SOP), según un estudio realizado por la Sociedad Americana de Fisiología y que ha sido presentado en la conferencia 'Enfermedades Cardiovasculares, Renales y Metabólicas: Implicaciones Sexuales Específicas para la Fisiología', celebrada en Knoxville (Estados Unidos).

Investigaciones anteriores han demostrado que la liraglutida, un medicamento utilizado para tratar la diabetes tipo 2, disminuye la presión arterial en mujeres sin este síndrome, si bien aún no se sabe si la liraglutida disminuye o no la presión sanguínea en mujeres posmenopáusicas con síndrome del ovario poliquístico.

No obstante, sí se conoce que el medicamento promueve una pérdida de peso significativa en mujeres en edad fértil con SOP, así como que la liraglutida reduce la resistencia a la insulina y la presión sanguínea en modelos de rata en edad reproductiva con este síndrome.

Ahora, los expertos han probado en ratas un régimen de liraglutida administrada únicamente durante tres semanas, seguidas por regímenes separados de una semana del sistema de renina angiotensina (RAS) bloqueante enalapril y un cóctel de liraglutida combinado con enalapril, fármaco que trata la presión arterial alta mediante el bloqueo de la activación del RAS, un grupo de hormonas que actúa como un regulador principal de la presión arterial.

De esta forma, han descubierto que la liraglutida por sí misma reducía el peso corporal, el apetito y los niveles de colesterol, pero no disminuía la presión sanguínea en las ratas SOP posmenopáusicas en comparación con un grupo de control de la misma edad.

Sin embargo, cuando sólo se administraba enalapril se normalizó la presión arterial en el grupo de ratas con síndrome de ovario poliquístico, en comparación con los controles. Ahora bien, la mejora más completa se observó con el cóctel de liraglutida y fármaco de enalapril, que resolvió eficazmente todos los síntomas.

"Nuestros resultados sugieren que el bloqueo de RAS en combinación con liraglutida podría ser una herramienta terapéutica eficaz para tratar todos los componentes del síndrome del ovario poliquístico, incluida la hipertensión", han explicado los investigadores.

Contador