Actualizado 30/08/2010 11:47 CET

CLeón.-Más de 32.000 personas recibieron tratamiento del abuso y dependencia del alcohol en la Comunidad en 2009

VALLADOLID, 30 Ago. (EUROPA PRESS) -

Los servicios coordinados por la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades de la Junta de Castilla y León atendieron durante el pasado año a más de 32.000 personas que recibieron tratamiento relacionado con el abuso y dependencia del alcohol.

Según datos de la Consejería, recogidos por Europa Press, la cifra de pacientes atendidos en 2009 ascendió a 31.744 personas, además de quienes pasaron por los equipos de salud mental de distrito y las dos unidades para el tratamiento ambulatorio; y de los en torno a 400 atendidos en las unidades de hospitalización psiquiátrica.

La vía más habitual de tratamiento es la atención al bebedor de riesgo en el nivel primario, orientado a pacientes de más de 19 años con factores que pueden suponer el consumo abusivo de bebidas alcohólicas. Esta atención, implantada en 248 centros de salud, recibió en 2009 a 26.148 pacientes.

Las asociaciones de alcohólicos rehabilitados también colaboran con esta labor de atención mediante la "captación, motivación, derivación y apoyo" al tratamiento ambulatorio y al proceso de reinserción social de los alcohólicos rehabilitados. Así, el pasado ejercicio, las 18 agrupaciones participantes atendieron a 2.790 personas.

Como novedad, la Consejería destacó el pilotaje en Zamora, Ponferrada y Palencia de un protocolo de colaboración entre centros de salud y asociaciones para la detección, motivación y derivación mutua de pacientes para recibir tratamiento especializado por problemas de dependencia del alcohol, que incluye la formación de profesionales de atención primaria en este campo.

En tercer lugar, se cuenta con el tratamiento ambulatorio especializado, a través de los 36 Equipos de Salud Mental de Distrito y de las dos unidades disponibles. Además, por otros recursos como los once centros de ayuda a la drogadicción, los servicios específicos acreditados, y los centros de día, pasaron hasta 2.452 pacientes.

Los demandantes de atención del abuso y dependencia del alcohol también tienen a su disposición el tratamiento hospitalario, donde se encuentran las 12 unidades de hospitalización psiquiátrica. Estos servicios atienden a un promedio de 400 personas diagnosticadas con trastornos mentales y del comportamiento derivados del consumo alcohólico.

En cuanto a los centros residenciales, existen dos en la Comunidad que prestan tratamiento para rehabilitación de alcohólicos, dotados con 79 plazas. Por ellos ha pasado en 2009 un total de 222 personas.

Por último, el pasado año se contaba con nueve comunidades terapéuticas para drogodependientes, con hasta 376 plazas disponibles, de las que sólo se ocuparon 132.