La cibercondria, obsesión de buscar información médica en Internet ¿cómo afrontarla?

Cibercondria, obsesión de buscar información médica en Internet
MEDIQUO
Actualizado 15/01/2019 13:09:43 CET

MADRID, 15 Ene. (EUROPA PRESS) -

La obsesión de buscar información médica, generalmente de manera rápida, en Internet ya tiene nombre, se denomina cibercondría y se trata de una espiral que "puede comenzar con un síntoma o una percepción física, que lleve a pensar que se puede padecer algún tipo de enfermedad" o por el propio "miedo a enfermar ya que también se está expuesto a informaciones sobre enfermedades asintomáticas que se pueden evitar mediante la prevención", asegura la psicóloga de mediQuo, Paula Rueda.

En principio, no tendría por qué ser negativo buscar soluciones e información vía 'online', ya que parte de la esencia de los seres humanos es el afán de conocimiento. El problema llega cuando se cae en un círculo vicioso de búsquedas insaciables y obsesivas de las que es difícil salir.

El libre acceso a las nuevas tecnologías ha dado lugar a ciertas conductas, como esta, que hasta ahora no se expresaban en la sociedad, provocando que recurramos al buscador para obtener respuestas rápidas, "aunque seamos conscientes de que no son cien por cien fiables", añade la experta.

En este sentido, la cibercondría afecta mayoritariamente al campo de la medicina, pues ante ciertos síntomas físicos o problemas de salud se acude a Internet no sólo en búsqueda de información, sino también de ayuda. La cibercondría englobaría todas esas conductas, preocupaciones y pensamientos obsesivos que provocan ansiedad con respecto a la salud y se intentan calmar, sin efectos positivos, mediante las búsquedas de respuestas en la red.

¿CÓMO EVITAR CAER EN EL CÍRCULO VICIOSO DE LA CIBERCONDRÍA?

Al estar dentro de esta espiral de búsquedas, las personas irán encontrando por el camino todo tipo de información verdadera o no y males que no saben interpretar, ya que los que buscan información no son ni médicos ni expertos en salud.

Es muy frecuente que, en los casos de cibercondría e hipocondría, el paciente desconfíe de la valoración del médico si la respuesta no coincide con lo que ellos creen o piensan. De hecho, pueden pensar que incluso el médico se equivoca o que también comete errores. Esto provocaría que se siga en el círculo vicioso, incrementándose las búsquedas por Internet o visitando diferentes médicos en busca de una respuesta que les satisfaga.

Por ello, si se percibe algún síntoma o cambio en el estado de salud, la psicóloga recomienda "buscar respuestas en los especialistas sanitarios, ya que ellos saben realizar un diagnóstico diferencial sobre el cuadro clínico del paciente".

Ante la búsqueda de información 'online', normalmente se hace una mala interpretación de los síntomas, lo que lleva a pensar que es posible que se padezcan múltiples enfermedades consultadas, que a veces son muy graves. Según Rueda, "los usuarios preguntan directamente si pueden tener una enfermedad en lugar de plantear sus síntomas, porque lo han buscado en Internet" la conclusión que sacan, "la mayoría de las veces, es distinta al diagnóstico de expertos de la salud".

¿CÓMO AFRONTAR ESTA ENFERMEDAD?

Para evitar este tipo de situaciones, la especialista incide en que "es de vital importancia buscar un profesional en el que confiar", este debe explicar, escuchar y conocer la situación personal del paciente, que se sentirá con más libertad de preguntar dudas e inquietudes sobre salud las veces que necesite. "Es el establecimiento de una buena relación terapéutica médico-paciente, lo que ayudará indiscutiblemente a mantener una buena salud física y mental" concluye Paula Rueda.