En China el 70 por ciento de los hombres son fumadores

Actualizado 03/09/2015 12:31:12 CET

   MADRID, 3 Sep. (EUROPA PRESS) -

   En China, el 68 por ciento de los hombres son fumadores y presentan un 44 por ciento más de riesgo de sufrir cáncer que las personas no fumadoras, según un estudio de la Universidad de Oxford (Reino Unido) y la Chinese Academy of Medical Sciences de Pekín (China), que recuerda que en China se consume el 40 por ciento de los cigarrillos de todo el mundo.

   TABAQUISMO

   Según la investigación, publicada en 'Cancer', las altas tasas de tabaquismo en los hombres adolescentes, que se extienden hasta la etapa adulta, podrían incrementar el índice de riesgo de cáncer en la población. El riesgo alcanza su índice más alto en el grupo de edad entre los 40 y los 79 años en cuanto a los cánceres de pulmón, hígado, estómago y esófago. Por contra, solo un 3 por ciento de las mujeres fuman y mueren muchas menos por cáncer causado por el tabaco, con 75.000 fallecidas frente a los 360.000 hombres muertos cada año.

EL TABACO SERÁ RESPONSABLE DE LA DIFERENCIA EN LA ESPERANZA DE VIDA ENTRE HOMBRES Y MUJERES

   El principal autor del estudio, Zhengming Chen, ha afirmado que, si las tasas de tabaquismo en la mujer continuan siendo bajas, "el tabaco será responsable en gran parte de la diferencia en la esperanza de vida entre hombres y mujeres". "El rechazo al tabaco generalizado es la estrategia más efectiva y asequible para evitar el cáncer en China", ha señalado.

   Solo un 6,7 por ciento de los encuestados dejaron de fumar y, aun así, presentaban un riesgo de desarrollar cáncer superior a la media durante los 15 años siguientes a haber dejado el tabaco. El estudio también destacó que los nacidos entre 1970 y 1980 en China serán la generación que sufra las peores consecuencias del incremento del uso del tabaco, ya que son los que alcanzaron la etapa adulta cuando había una mayor cantidad de fumadores.

   La investigación se llevó a cabo tras analizar los datos del estudio 'China Kadoorie Biobank', en el que participaron más de 200.000 hombres y 300.000 mujeres entre los 30 y los 79 años. Siete años después del estudio, se registraron unos 18.000 casos de cáncer entre los participantes. A pesar de que en la mayor parte de los países desarrollados ha disminuido el número de muertes por enfermedades relacionadas con el hábito de fumar, el consumo de tabaco se ha incrementado en China desde 1980.