Actualizado 08/02/2011 12:09 CET

Cataluña.- Detectan 96 tumores con el programa de detección precoz de cáncer de colon en L'Hospitalet

L'HOSPITALET DE LLOBREGAT (BARCELONA), 8 Feb. (EUROPA PRESS) -

El programa de detección precoz de cáncer de colon en L'Hospitalet de Llobregat ha logrado detectar 96 tumores y 346 lesiones pre-cancerígenas a lo largo de sus diez años de funcionamiento.

La iniciativa, que fue pionera en España, va dirigida a las personas de entre 50 y 69 años con el objetivo de detectar la presencia de tumores en un estadio inicial y con mejores posibilidades de tratamiento.

En el año 2000 el Instituto Catalán de Oncología (ICO) puso en marcha el circuito de detección precoz de cáncer de colon, por lo que cada dos años, el centro envía una carta a todos los vecinos de L'Hospitalet de entre 50 y 69 años a los que invita a realizar una prueba gratuita basada en el análisis de sus deposiciones.

Según el ICO, desde el inicio del programa la participación ha ido en aumento pasando de un 17% en 2000 a un 31% en 2010. El 95,4% de los participantes han obtenido un resultado normal, y no deben hacer nada más hasta que vuelvan a realizarse pruebas al cabo de dos años.

Los pacientes con resultado positivo se someten a una colonoscopia para confirmar la presencia de una lesión colorectal. Un tercio tenían lesiones que en un futuro pueden evolucionar a cáncer; y un 9% tenían un cáncer, la mayoría en estadio inicial.

Según el ICO, estudios internacionales muestran que la mortalidad por cáncer de colon se puede reducir hasta un 30% con los programas de detección precoz ya que permiten atacar a la enfermedad en sus estadios iniciales, lo cual aumenta las posibilidades de curación.

Este tipo de tumor, que representa la segunda causa de muerte por cáncer en España, puede desarrollarse durante meses sin producir molestias y, cuando éstas aparecen, la enfermedad acostumbra a estar avanzada.

El cáncer de colon es una enfermedad frecuente a partir de los 50 años y se diagnostican 4.000 casos nuevos en Cataluña cada año. Es el segundo cáncer más frecuente entre las mujeres y el tercero entre los hombres, de los que más del 70% de los tumores colorectales están relacionados con la dieta y los hábitos.