Canarias.- El Gobierno canario se compromete con las sociedades científicas a concienciar sobre la EPOC en las islas

Actualizado 27/05/2010 15:12:37 CET

La Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica es la quinta causa de muerte en España

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 27 May. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Canarias se ha comprometido con las sociedades científicas a abordar la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), tras adherirse a un documento cuyo objetivo es dar a conocer la realidad de esta patología en las islas y que suscriben, entre otras, la Sociedad Canaria de Medicina de Familia y Comunitaria, la Sociedad Canaria de Rehabilitación y Medicina Física y el Colegio Oficial de Fisioterapeutas de las islas.

Al respecto, la consejera de Sanidad del Ejecutivo regional, Mercedes Roldós, apuntó que esta adhesión se hace en los días previos a la celebración del Día Mundial Sin Tabaco 2010, el próximo 31 de mayo, ya que el tabaco "es el responsable, en buena medida, de la EPOC".

Roldós, en rueda de prensa, recordó que en un congreso sobre EPOC, celebrado recientemente en Canarias, se constató que las previsiones sobre dicha enfermedad "no son nada felices" para los próximos años.

Asimismo, en relación a esta patología la consejera indicó que normalmente cuando aparecen los síntomas, la enfermedad "está ya muy evolucionada", de ahí que desde el Ejecutivo regional se estén incorporando los espirómetros con los que se realizan los diagnósticos precoces en los centros de salud de las islas.

LA EPOC, LA QUINTA CAUSA DE MUERTE EN ESPAÑA

Actualmente, sufren EPOC 210 millones de personas en el mundo, causando la muerte en unos 3 millones de enfermos al año. En el caso de España, la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica es la quinta causa de muerte con una tasa global de 33 casos por 100.000 habitantes, la cual se incrementa a 176 por 100.000 personas en mayores de 75 años; sin embargo, a nivel de Canarias aún no hay datos al respecto.

En este sentido, el jefe de Servicio de Neumología del Hospital Universitario Insular de Gran Canaria, Juan Carlos Rodríguez Bermejo, incidió en que la EPOC es una patología "muy importante, muy desconocida" y reiteró que su causa fundamental es el tabaco, ya que entre el 80 y 90 por ciento con la enfermedad tienen pasado fumador.

Al respecto, los últimos estudios apuntan a que entre el 12 y 15 por ciento de los fumadores desarrollará EPOC si no deja el hábito.

Por ello, Bermejo indicó que con los espirómetros se pretende tener una herramienta multidisciplinar para abordar el problema en cuestión. Agregó que el principal síntoma de esta enfermedad es la dificultad respiratoria y se suele empezar a notar en personas de unos 40 años de edad; sin embargo, dijo que prevén hacer estudios pilotos en personas con esa edad pero sin síntomas.

Además, y con el objetivo de minimizar los costes económicos derivados de la atención sanitaria a los pacientes que sufren esta enfermedad, la Consejería participó en la elaboración de la Estrategia en EPOC del Sistema Nacional de Salud, aprobada en el Consejo Interterritorial celebrado en Mérida en junio de 2009.

MANIFIESTO PARA UNA CANARIAS LIBRE DE HUMO

Por otro lado, y con motivo de la XI Semana Sin Humo y del Día Mundial Sin Tabaco 2010, el próximo 31 de mayo, las sociedades científicas se adhirieron hoy al Manifiesto para una vida en Canarias libre de humo de tabaco en el que se pretende incorporar a la sociedad civil en su conjunto.

Así, las sociedades que se adhieran recibirán expositores gratuitos con material de divulgación contra el tabaquismo.

Al respecto, el director general de Salud Pública del Gobierno canario, Enrique Torres, indicó que ante la legislación actual contra el tabaco que "es insuficiente", es necesario el impulso de otras medidas para luchar contra el tabaquismo.

En este sentido, apuntó que "no sólo" se necesitará una ley "más ambiciosa" sino otros programas.

Torres recordó que la Consejería canaria de Sanidad lleva a cabo el programa de intervención sobre el tabaquismo entre docentes de secundaria y que hasta el momento ha tenido como resultado el descenso de un 30 al 12 por ciento en cuanto a incidencia de fumadores jóvenes, siendo de un 9 por ciento en niñas.