Publicado 09/04/2021 18:04CET

Los beneficios del ciclismo en personas en diálisis: mejora la salud del corazón

Archivo - Imagen de un equipo de diálisis en el Hospital Infanta Leonor.
Archivo - Imagen de un equipo de diálisis en el Hospital Infanta Leonor. - HOSPITAL INFANTA LEONOR - Archivo

MADRID, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

El uso de la bicicleta a intensidad moderada durante la diálisis podría mejorar drásticamente la salud del corazón de los pacientes con insuficiencia renal y suponer un importante ahorro para el sistema sanitario, según una nueva investigación de la Universidad de Leicester (Reino Unido).

A los pacientes del estudio, denominado 'CYCLE-HD', se les ofreció 30 minutos de ejercicio de intensidad moderada en una bicicleta especialmente adaptada durante sus sesiones regulares de diálisis. La diálisis puede provocar cicatrices a largo plazo en el corazón, que pueden acumularse con el tiempo y provocar una insuficiencia cardíaca. El estudio se propuso examinar si el ejercicio podía reducir estos efectos secundarios.

Después de seis meses, se evaluó el corazón de los participantes con una resonancia magnética y se comparó con las imágenes previas al ensayo. Los pacientes que habían practicado ciclismo mostraron mejoras en varios aspectos de la salud del corazón: sus corazones tenían un tamaño más "normal", presentaban menos cicatrices y había menos rigidez de los vasos sanguíneos principales.

El análisis del estudio, publicado en la revista 'Kidney International', también evidenció un ahorro en los costes sanitarios de más de 1.615,95 euros por paciente, lo que, si se compara con el coste del equipo de ejercicio, podría suponer un ahorro significativo para el sistema sanitario.

"Sabemos que ser más activo puede ayudar a reducir el riesgo de enfermedades cardíacas, así como a controlar el peso, reducir la presión arterial y el colesterol, y mejorar la salud mental. Por todas estas razones, pero sobre todo porque el riesgo de sufrir una enfermedad cardíaca es muy elevado, mantenerse activo es especialmente importante para las personas en diálisis. Desgraciadamente, cuando una persona va y vuelve de la unidad de diálisis y pasa cuatro horas conectada a la máquina de diálisis, tiene muy poco tiempo para hacer otra cosa ese día, y la realidad es que esto ocurre tres veces a la semana para la mayoría de los pacientes. Los resultados de este estudio ofrecen mejoras significativas para la salud del corazón de los pacientes en diálisis, lo que puede tener un gran impacto en su perspectiva", explica el líder de la investigación, James Burton.