Publicado 25/10/2021 07:58CET

Los bebés que duermen más por la noche tienen menos riesgo de sufrir sobrepeso

Archivo - Madre mirando a su bebé en la cuna.
Archivo - Madre mirando a su bebé en la cuna. - ISTOCK/MDPHOTO16 - Archivo

MADRID, 25 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los científicos llevan mucho tiempo sugiriendo que dormir lo suficiente por la noche es vital para mantenerse sano. Sin embargo, pocos estudios destacan la necesidad de dormir lo suficiente durante los primeros meses de vida. Un nuevo estudio realizado por investigadores del Brigham and Women's Hospital, el Massachusetts General Hospital y otros centros de Estados Unidos sugiere que los recién nacidos que duermen más tiempo y se despiertan menos durante la noche tienen menos probabilidades de sufrir sobrepeso en la infancia, según publican en la revista 'Sleep'.

"Mientras que la relación entre la falta de sueño y el aumento de peso está bien establecida en adultos y niños mayores, este vínculo no se ha reconocido previamente en los bebés --apunta la coautora del estudio, Susan Redline, médica senior en la División de Sueño y Trastornos Circadianos en el Brigham--. En este estudio, descubrimos que no sólo un sueño nocturno más corto, sino también un mayor número de despertares durante el sueño, estaban asociados con una mayor probabilidad de que los bebés tuvieran sobrepeso en los primeros seis meses de vida".

Para llevar a cabo esta investigación, Redline y sus colegas observaron a 298 recién nacidos en el Hospital General de Massachusetts entre 2016 y 2018. Luego monitorizaron sus patrones de sueño utilizando relojes de actigrafía de tobillo, dispositivos que miden los patrones de actividad y descanso durante varios días. Los investigadores extrajeron datos de tres noches en las marcas de uno y seis meses, mientras los padres llevaban diarios de sueño, registrando los episodios de sueño y vigilia de sus hijos.

Para recoger las medidas de crecimiento, los científicos midieron la altura y el peso de los niños y determinaron su índice de masa corporal. Los bebés se clasificaron como con sobrepeso si se encontraban dentro o por encima del percentil 95 de las tablas de crecimiento de la Organización Mundial de la Salud.

En particular, descubrieron que sólo una hora más de sueño se correlacionaba con una disminución del 26% en el riesgo de sobrepeso de los bebés. Además, los bebés que se despertaban menos durante la noche presentaban un menor riesgo de aumento de peso. Aunque no está claro el motivo exacto de esta correlación, los científicos especulan que dormir más fomenta las prácticas rutinarias de alimentación y la autorregulación, factores que mitigan el exceso de comida.

En el futuro, los investigadores pretenden ampliar este estudio para evaluar el impacto de los patrones de sueño en el crecimiento durante los dos primeros años de vida e identificar los factores clave que median en la correlación entre el sueño y el aumento de peso. También pretenden evaluar las intervenciones para promover hábitos de sueño saludables.

"Este estudio subraya la importancia de un sueño saludable a todas las edades -resalta Redline--. Los padres deben consultar a sus pediatras sobre las mejores prácticas para promover un sueño saludable, como mantener horarios de sueño consistentes, proporcionar un espacio oscuro y tranquilo para dormir y evitar tener biberones en la cama".