Actualizado 30/08/2010 18:55

Asturias.-Ocho de cada diez asturianos no se hidrata correctamente durante los periodos de calor, según un estudio

OVIEDO, 30 Ago. (EUROPA PRESS) -

Pese a los perjudiciales efectos que el calor y la falta de líquidos puede tener en la salud, el 77 por ciento de los habitantes de Asturias bebe menos de lo recomendado y en situaciones de riesgo, como la que se vive estos días al activarse la alerta amarilla, el 58 por ciento tiene dificultades para beber más.

Así se desprende de las conclusiones del 'Estudio Hábitos de Hidratación 2010' elaborado por el Observatorio de Hidratación y Salud (OHS), que indica que 8 de cada 10 asturianos no se hidrata bien en plena ola de calor.

El estudio refleja además que otra conducta de riesgo es beber sólo cuando se tiene sed, ya que esta señal aparece cuando ya existe cierto grado de deshidratación. Así, el 35% de la población asturiana sólo bebe cuando tiene sed, por lo que corre un mayor riesgo de sufrir deshidratación, sobre todo cuando hay altas temperaturas, como ocurre estos días.

Los expertos del OHS recuerdan la importancia de ingerir diversas bebidas como agua, zumos, refrescos, infusiones, lácteos, etc. El sabor de las bebidas también facilita la hidratación. Para el 96% de los asturianos tomar bebidas con sabor y elegir entre diversas bebidas a lo largo del día, les ayuda a beber lo necesario.

Aunque, la puesta en marcha de campañas divulgativas ha mejorado el conocimiento en torno a la importancia de la correcta hidratación para la salud, todavía existen falsos mitos e informaciones erróneas. Así, según las conclusiones del estudio los asturianos dan por buenas muchas creencias falsas en torno a la hidratación. De hecho el 40% de la población asturiana cree que beber más de 3 litros al día es malo y el 47 por ciento que no pasa nada por no beber de manera frecuente.