Publicado 12/06/2020 14:35:57 +02:00CET

El 42% de las donaciones de sangre se hacen en países de altos ingresos con solo el 16% de la población mundial

Una persona dona sangre en el Centro de Transfusión de la Comunidad de Madrid (s/n Distrito, Av. de la Democracia), centro que ha hecho un llamamiento a la población para que realice donaciones porque los hospitales de Madrid han iniciado su desescalada y
Una persona dona sangre en el Centro de Transfusión de la Comunidad de Madrid (s/n Distrito, Av. de la Democracia), centro que ha hecho un llamamiento a la población para que realice donaciones porque los hospitales de Madrid han iniciado su desescalada y - Eduardo Parra - Europa Press - Archivo

MADRID, 12 Jun. (EUROPA PRESS) -

A nivel mundial, el 42 por ciento de las donaciones de sangre se hacen en países de altos ingresos en los que solo vive el 16 por ciento de la población mundial, alerta la Organización Mundial de la Salud (OMS), que lamenta que "el acceso a la sangre segura sigue siendo un privilegio de unos pocos", y que la mayoría de los países de ingresos bajos y medianos tengan dificultades para conseguir sangre segura porque faltan donaciones y equipos para analizar la sangre.

"La única forma de asegurar un suministro suficiente de sangre segura es mediante donaciones regulares no remuneradas", señalan. Esa fue la razón por la que la Asamblea Mundial de la Salud de 2005 designó un día especial para dar las gracias a los donantes de sangre y alentar a quienes todavía no han donado sangre a que lo hagan. Ese día se celebra anualmente el 14 de junio, cuando en todo el mundo recuerdan el Día Mundial del Donante de Sangre, una jornada donde además de dar las gracias a los donantes de sangre, sirve también para sensibilizar sobre la necesidad mundial de disponer de sangre segura y sobre cómo cualquier persona puede contribuir en esta empresa.

El tema de la campaña para el Día Mundial del Donante de Sangre de este año es 'La sangre segura salva vidas', y el lema 'Dona sangre para que el mundo sea un lugar más saludable'. La idea es centrarse en la contribución que el donante puede realizar para mejorar la salud de los demás en la comunidad.

"Las donaciones de sangre son necesarias en todo el mundo para que las personas y las comunidades puedan acceder a sangre y a productos sanguíneos seguros y de calidad garantizada, tanto en situaciones normales como de emergencia. Mediante la campaña, hacemos un llamamiento para que más personas salven vidas donando sangre periódicamente", señala la OMS.