1.000 millones de personas estarán expuestas a Zika o dengue por el cambio climático

Aedes Aegypti, Mosquito, Dengue
UNITED STATES DEPARTMENT OF AGRICULTURE/WIKIMEDIA
Actualizado 29/03/2019 16:35:42 CET

MADRID, 29 Mar. (EUROPA PRESS) -

Hasta mil millones de personas podrían estar expuestas a los mosquitos portadores de enfermedades a finales de siglo debido al calentamiento global, según concluye un nuevo estudio del Georgetown University Medical Center (Estados Unidos) que examina los cambios de temperatura mensualmente en todo el mundo.

Los científicos detrás del estudio pronostican que esta situación será perjudicial incluso en áreas con un riesgo mínimo de tener un clima adecuado para los mosquitos, porque los virus que portan son notorios para los brotes explosivos cuando aparecen en el lugar correcto y en las condiciones adecuadas.

"El cambio climático es la mayor y más completa amenaza a la seguridad sanitaria mundial. Los mosquitos son solo una parte del desafío, pero después del brote de Zika en Brasil en 2015, estamos especialmente preocupados por lo que viene después", explica el biólogo Colin J. Carlson, coautor principal de este nuevo trabajo, que se ha publicado en la revista 'Plos Neglected Tropical Diseases'.

El equipo de investigación, dirigido por Carlson y Sadie J. Ryan de la Universidad de Florida, estudió lo que sucedería si los dos mosquitos portadores de enfermedades más comunes ('Aedes aegypti' y 'Aedes albopictus') siguieran el rastro y se movieran a medida que la temperatura cambia durante décadas.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), los mosquitos son uno de los animales más mortíferos del mundo, portadores de enfermedades que causan millones de muertes cada año. Tanto 'Aedes aegypti' como 'Aedes albopictus' pueden ser portadores de los virus dengue, chikunguyna y Zika, así como de al menos una docena de otras enfermedades emergentes que, según los investigadores, podrían ser una amenaza en los próximos 50 años.

Con el calentamiento global, casi toda la población mundial podría estar expuesta en algún momento en los próximos 50 años a estos mosquitos. A medida de que la temperatura aumenta, esperan transmisiones durante todo el año en los trópicos, y riesgos estacionales en casi todas partes. También se prevé una mayor intensidad de infecciones.

"Estas enfermedades, que pensamos que son estrictamente tropicales, han aparecido ya en áreas con climas adecuados, como Florida, porque los humanos son muy buenos para mover tanto insectos como sus patógenos alrededor del mundo", explica Ryan. "El riesgo de transmisión de enfermedades es un problema grave, incluso en las próximas décadas. Lugares como Europa, América del Norte y grandes elevaciones en los trópicos, que solían ser demasiado fríos para los virus, se enfrentarán a nuevas enfermedades como el dengue", añade Carlson.

Un cambio climático más severo produciría una exposición proporcionalmente peor de la población al mosquito 'Aedes aegypti'. Pero en las zonas con el peor aumento del clima, incluyendo África occidental y el sudeste asiático, se esperan reducciones importantes de 'Aedes albopictus', sobre todo en el sudeste asiático y el oeste de África. Este mosquito es portador de dengue, chikunguyna y Zika.

"Esto puede sonar como una buena noticia en un escenario de malas noticias, pero son todas malas noticias. Cualquier escenario en el que una región se calienta demasiado para transmitir el dengue es uno en el que también tenemos amenazas diferentes pero igualmente graves en otros sectores de la salud", comentan los investigadores, que han observado las temperaturas mes a mes para proyectar el riesgo hasta 2050 y 2080.