Los partos por cesárea casi se han duplicado a nivel mundial desde el año 2000, según un estudio

Cesarea
GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / MVALIGURSKY - Archivo
Actualizado 16/10/2018 15:53:19 CET

MADRID, 15 Oct. (EUROPA PRESS) -

La cantidad de bebés nacidos por cesárea a nivel mundial casi se ha duplicado entre los años 2000 y 2015, pasando del 12 al 21 por ciento de todos los nacimientos (de 16 millones sobre 131,9 a 29,7 sobre 140,6), según una serie de tres artículos publicados en la revista científica 'The Lancet' y que han sido lanzados con motivo del Congreso Mundial de la Federación Internacional de Ginecología y Obstetricia (FIGO, por sus siglas en inglés).

De acuerdo con los resultados de este estudio, que hace un seguimiento de las tendencias en el uso de la cesárea a nivel mundial y en nueve regiones según los datos de 169 países de las bases de datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y UNICEF, más de uno de cada cuatro países en 2015 tuvieron niveles más bajos (28%, 47/169 países), mientras que la mayoría de los países utilizaron las cesáreas por encima del nivel recomendado (63%, 106/169 países).

En al menos 15 países el uso de la cesárea supera el 40 por ciento, entre ellos República Dominicana (58,1% en 2014), Brasil (55,5% en 2015), Turquía (53,1% en 2015) o Venezuela (52,4% en 2013). Los datos varían sustancialmente entre regiones. En el sur de Asia se ha comprobado un aumento más rápido en su uso (6,1% por año), con un uso excesivo en 2015 con respecto al año 2000: aumentó del 7,2 al 18,1 por ciento. Sin embargo, las mejoras han sido lentas en África subsahariana (alrededor del 2% por año), donde el uso de cesáreas se ha mantenido bajo (ha aumentado del 3% al 4,1% de los nacimientos en África occidental y central, y del 4,6% al 6,2% en África oriental y meridional).

De acuerdo con el informe, la cesárea continúa usándose en exceso en América del Norte, Europa Occidental y América Latina y el Caribe, donde las tasas aumentaron en torno al 2 por ciento anual en el periodo 2000-2015. Su uso aumentó de 24,3 a 32 por ciento entre 2000-2015 en América del Norte, de 19,6 a 26,9 por ciento en Europa Occidental, y de 32,3 a 44,3 por ciento en América Latina y el Caribe.

"El embarazo y el parto son procesos normales, que ocurren de manera segura en la mayoría de los casos. Los grandes aumentos en el uso de la cesárea, en su mayoría en entornos más ricos para fines no médicos, son preocupantes debido a los riesgos asociados para las mujeres y los niños. Pueden crear complicaciones y efectos secundarios, por eso pedimos a profesionales de la salud, hospitales, mujeres y familias que solo intervengan de esta manera cuando sea médicamente necesario. En los casos con complicaciones, las cesáreas salvan vidas y debemos aumentar la accesibilidad en las regiones más pobres, pero no debemos usarlas en exceso", apunta la principal autora de estos artículos, Marleen Temmerman, directora del Centro de Excelencia en Salud de la Mujer y el Niño en la Universidad Aga Khan (Kenia).

AUMENTA CON EL NIVEL EDUCATIVO

Al respecto, y al observar las tendencias en Brasil y China, donde existe un alto uso de la cesárea, los autores encontraron que la mayoría de las cesáreas fueron en embarazos de bajo riesgo y en mujeres que habían tenido previamente una cesárea. En Brasil, se observaron niveles particularmente altos de uso en las mujeres con educación superior, en comparación con las mujeres con menor nivel educativo (54,4% de los nacimientos frente al 19,4%).

También hubo disparidades significativas dentro de los países de ingresos bajos y medios, donde las mujeres más ricas tenían seis veces más probabilidades de tener una cesárea en comparación con las mujeres más pobres, y donde la cesárea era 1,6 veces más común en hospitales privados que públicos.

En los 10 países con el mayor número de nacimientos en 2010-2015, hubo grandes diferencias en el uso de cesáreas entre regiones; por ejemplo, las diferencias entre las provincias en China oscilaron entre el 4 y el 62 por ciento, y las diferencias entre estados en la India osciló entre el 7 y el 49 por ciento. Estados Unidos, Bangladesh y Brasil informaron el uso de cesárea en más del 25 por ciento de los nacimientos a nivel nacional, pero algunas regiones dentro de estos países utilizaron la cesárea alrededor del doble que otras.

"Dado el uso cada vez mayor de la cesárea, en particular de casos que no son médicamente necesarios, existe una necesidad crucial de comprender los efectos en la salud de las mujeres y los niños. Una mayor comprensión de esto es importante para ayudar a informar a las familias, los médicos y legisladores. La cesárea es un tipo de cirugía mayor que conlleva riesgos que requieren una atención cuidadosa. El uso creciente de las cesáreas con fines no médicos podría estar introduciendo complicaciones evitables, y abogamos por que la cesárea solo se use cuando sea médicamente necesaria", concluye la profesora Jane Sandall, del King's College de Londres (Reino Unido).

Contador