Publicado 26/03/2021 13:14CET

La mortalidad por cáncer de cérvix en países de África multiplica por diez la de España

Archivo - Mujeres, salud, África
Archivo - Mujeres, salud, África - AMREF SALUD ÁFRICA - Archivo

MADRID, 26 Mar. (EUROPA PRESS) -

El cáncer de cuello de útero, que celebra este viernes su día mundial, llega a alcanzar unos índices de mortalidad en África diez veces superiores a los de España, según alertan desde la Fundación Recover; concretamente, avisan de que en Camerún esta enfermedad tiene una mortalidad de 19 por cada 100.000 mujeres al año, mientras que en España este indicador está en 2 fallecimientos por cada 100.000 personas.

En este sentido, la entidad recuerda que la prevención es la clave principal para conseguir la reducción en las cifras de mortalidad y es por ello que han puesto en marcha un año más su proyecto para luchar contra esta enfermedad en dicho país africano.

La 'Campaña de sensibilización y cirugías terapéuticas de cáncer de cuello de útero en Camerún' es un programa de prevención del cáncer de cuello de útero organizado por Fundación Recover. Con este proyecto, se vienen realizando desde 2018 una serie de acciones en seis centros médicos de la red de esta ONG. El proyecto se vuelve a poner en marcha este año con un triple objetivo: sensibilizar a las mujeres para que se hagan la prueba, facilitar su realización y tratar los casos de la enfermedad que se detecten.

El cáncer de cuello de útero es una patología producida generalmente por la infección del virus del papiloma humano (VPH) y es curable en un 80 por ciento de los casos, a condición de que sea detectado a tiempo. El principal problema para que no sea así en la mayor parte de África, y en concreto en Camerún, es la falta de hábito entre las mujeres para realizar revisiones ginecológicas y la ausencia de sanidad gratuita.

"La gente no tiene la posibilidad de acudir al médico excepto cuando ya está muy enferma, algo que en el caso de una patología como esta, que no da síntomas hasta estar muy avanzada, es fatal", explica la jefa de Ginecología en el Hospital Universitario Rey Juan Carlos, la doctora Charo Noguero, una de las cooperantes de la red de Fundación Recover en Camerún que viaja anualmente a terreno en el marco de este programa.

En este sentido, se estima que el 90 por ciento de muertes por cáncer de cuello de útero en todo el mundo se producen en países con bajo índice de desarrollo humano por la falta de medios de diagnóstico y prevención. "Las citologías ahorrarían el sufrimiento de la enfermedad", concluye la doctora Noguero.

"El cáncer es un problema de salud pública en África y no tenemos suficientes recursos para luchar contra él, además, el 80 por ciento de los cánceres diagnosticados en África son en mujeres y la mayoría de las que diagnosticamos llegan en fase terminal", lamenta el doctor Hernan Fossoh, uno de los médicos con los que la ONG trabaja en Camerún, quien recalca que la situación podría cambiar de forma diametral si se establecieran sistemas de cribado precoz en estos países.

Esa es precisamente la meta del proyecto que la Fundación Recover viene realizando desde 2018 en Camerún. Además de concienciar a las mujeres de la importancia de realizarse revisiones ginecológicas, se les da la posibilidad de hacerse pruebas que hasta este momento no estaban siendo accesibles. En la campaña de este año está previsto realizar cribados a 1.100 mujeres para detectar precozmente la enfermedad. En aquellos casos en los que las biopsias detecten células cancerosas, se llevarán a cabo cirugías terapéuticas (conizaciones o histerectomías), con el fin de evitar la evolución de la enfermedad.

"Todas las mujeres deberíamos poder hacernos revisiones ginecológicas al menos una vez al año, ya que haciéndolas podemos detectar a tiempo el cáncer de cuello de útero", señala la directora de la Fundación Recover, Chus de la Fuente.

"Durante 2018-2019 se llevó a cabo una exitosa primera campaña involucrando a seis centros médicos, en la que fueron cribadas 1.221 mujeres, detectándose 58 con lesiones precancerosas y en la que los test de VIH, aplicados a 784 mujeres, arrojaron un total de 135 casos positivos, que cada centro incorporó a su fila activa de pacientes con VIH, de forma que pudiera dárseles un tratamiento y seguimiento adecuados", explica el técnico de proyectos de la organización, Miguel Molinero.

De manera análoga, la campaña de 2019-2020 permitió el cribado de 1.299 mujeres, con 38 cirugías terapéuticas. Respecto a los test VIH, se testaron 832 mujeres, con un total de 90 casos positivos, que se incorporaron a la fila activa de cada centro, tal y como ha detallado Molinero.

FORMACIÓN EN CAMERÚN Y SENSIBILIZACIÓN EN ESPAÑA

Además del triple objetivo de concienciación, citologías e intervenciones quirúrgicas, la campaña de Fundación Recover también busca la transferencia de conocimiento para que los profesionales sanitarios de Camerún incrementen su capacidad para realizar pruebas diagnósticas. Ya en la primera edición de la campaña, la organización formó a un médico y un técnico de laboratorio en cada uno de los seis centros con los que trabaja en el país.

A su vez, la Fundación Recover está organizando dos jornadas de cooperación, una en España y otra en Camerún, sobre cáncer de cérvix, esta última orientada a profesionales sanitarios en Yaundé, la capital. En este congreso está prevista la asistencia de oncólogos locales, cooperantes españoles y autoridades de ambos países. El objetivo de estos dos eventos es, además de intercambiar conocimientos y experiencias, mejorar la asistencia de los enfermos de cáncer y la detección precoz de enfermedades curables.

Para leer más