Publicado 15/10/2020 11:14CET

Experto resalta que el diagnóstico por imagen es la forma más eficaz de detectar precozmente el cáncer de mama

Célula de cáncer de mama
Célula de cáncer de mama - ANNE WESTON, FRANCIS CRICK INSTITUTE - Archivo

MADRID, 15 Oct. (EUROPA PRESS) -

El doctor José López García, cirujano y mastólogo de la Unidad de Patología Mamaria de Vithas Aguas Vivas, ha resaltado que los estudios de diagnóstico por la imagen son la forma más eficaz de detectar precozmente el cáncer de mama.

El diagnóstico precoz del cáncer de mama se ha demostrado eficaz para mejorar el pronóstico y supervivencia en el cáncer de mama. No obstante, la investigación en torno a la enfermedad está poniendo de relieve cada vez más la importancia del subtipo de cáncer que padece cada mujer, es decir, la agresividad del tipo de tumor.

"Hay tumores muy agresivos (subtipos triple negativo y Her 2) que diagnosticándose en fases muy iniciales ya han metastatizado fuera de la mama, lo que ensombrece el pronóstico y la supervivencia; por el contrario hay otros subtipos menos agresivos (Luminal A y B) que tienen menos tendencia a salir de la mama aunque puedan presentar tamaños más grandes que los primeros", explica el doctor.

El riesgo de una mujer en la población general sin antecedentes familiares de padecer cáncer de mama es del 12 por ciento."El riesgo se duplica en caso de que dos familiares de primer grado hayan pasado la enfermedad", afirma López. En este sentido, aclara que, si bien es cierto que la genética constituye un factor de riesgo en el cáncer de mama, "solo el 5 por ciento de los casos se sabe que son hereditarios; es decir, hay alteraciones genéticas demostradas".

Con todo, las pacientes que tienen una alteración genética (BCRA 1 y BCRA 2) presentan a lo largo de su vida un riesgo de padecer cáncer de mama que llega al 70 por ciento. "Por eso se propone en muchos casos realizar mastectomias para reducir este riesgo", explica el doctor José López.

Las unidades de patología mamaria estudian los síntomas que presenta la mujer y ofrecen tratamiento tanto en casos de patología benigna como en tumoraciones malignas. Existen unos signos de alarma que deben hacer sospechar a la mujer la presencia de lesiones malignas en la mama. Tumoración no dolorosa que no desaparece tras dos reglas, sangrado por el pezón con o sin retracción de este, inflamación de toda la mama sin fiebre o nódulos en axilas son los más frecuentes. "Pero cuando esto ocurre, las lesiones suelen ser ya más grandes de lo deseable para un diagnóstico precoz", matiza López.

Para el responsable de la Unidad de Patología Mamaria de Vithas Aguas Vivas, la fórmula más eficaz para detectar lesiones de mama en estadios precoces es el estudio periódico con pruebas de imagen: mamografía, ecografía y resonancia. "Y sobre todo, realizar una evaluación individual del riesgo de cáncer de mama en cada mujer en base a sus antecedentes familiares y personales (embarazos, lactancia, densidad glandular, etc.) realizado por un especialista en patología mamaria que determine el tipo de prueba y la frecuencia con que debe realizarse en cada caso", añade al respecto.

Contador

Para leer más