Publicado 24/06/2021 12:14CET

Experta asegura que la terapia con ospemifeno mejora la atrofia vulvovaginal en mujeres postmenopáusicas

Archivo - Una dieta equilibrada rica en arándonos rojos, espárragos, peras y apio ayuda a prevenir la cistitis
Archivo - Una dieta equilibrada rica en arándonos rojos, espárragos, peras y apio ayuda a prevenir la cistitis - VITHAS HOSPITALES - Archivo

MADRID, 24 Jun. (EUROPA PRESS) -

La jefa de Equipo de Obstetricia y Ginecología del Hospital Quirónsalud San José, Carmen Pingarrón Santofimia, ha asegurado, durante la X edición del congreso GINEP, que la terapia con ospemifeno mejora la atrofia vulvovaginal en mujeres postmenopáusicas.

Según la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia, se calcula que la atrofia vaginal (AVV) afecta al 40 por ciento de las mujeres posmenopáusicas españolas. Ospemifeno es el primer tratamiento no hormonal por vía oral indicado en el tratamiento de la AVV moderada y severa en mujeres postmenopáusicas que no cumplen los requisitos para recibir un tratamiento vaginal con estrógenos locales.

No presenta contraindicación en mujeres que han tenido un cáncer de mama -que hayan finalizado sus terapias adyuvantes-, no existe evidencia de aumento del riesgo tromboembólico y presenta un perfil endometrial neutro. En este sentido, el estudio 'AYSEX' se plantea como un estudio observacional, prospectivo, unicéntrico y basado en la práctica clínica habitual, con el fin principal de evaluar la mejoría en AVV.

Las pacientes postmenopáusicas tratadas con ospemifeno durante tres meses demostraron una mejoría tanto estadística como clínicamente significativa en AVV: fisiología vaginal, acidificación del pH local y mejoría de síntomas de severidad, sobre todo en dispareunia (dolor producido al intentar realizar el coito u otras actividades sexuales con penetración) y sequedad, que continuaron mejorando hasta los 12 meses.

Tras 3 meses de tratamiento las pacientes mostraron también una mejoría en la satisfacción de la actividad sexual, destacando un aumento de la lubricación, frecuencia de las relaciones sexuales y número de orgasmos, perpetuado y mejorado hasta los 12 meses. En cuanto a seguridad endometrial, se detectó variación en endometrio a lo largo de un año.

Además, los efectos en los huesos muestran una mejoría en los marcadores de resorción ósea. Por otro lado, el tratamiento demostró seguridad en cinco pacientes con cáncer de mama que lo utilizaron tras finalizar sus tratamientos adyuvantes. En el resto de las pacientes no hubo aumento en la densidad mamaria medida con mamografía.

Las pacientes tratadas con ospemifeno 60 mg/día durante 3-12 meses demostraron una mejoría significativa en el cuestionario de percepción de calidad de vida. En cuanto a la satisfacción con el tratamiento, las pacientes destacaron su satisfacción con el tiempo que tarda la medicación en hacer efecto y la comodidad de la vía oral.