Publicado 02/07/2021 12:35CET

Las dietas ricas en Omega-3 podrían proteger a los hijos del cáncer de mama

Archivo - Alimentos que contienen omega 3
Archivo - Alimentos que contienen omega 3 - FCAFOTODIGITAL - Archivo

MADRID, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de la Universidad de Marshal (Estados Unidos) han evidenciado que una dieta materna rica en ácidos grasos Omega-3 protege del desarrollo del cáncer de mama en su descendencia.

En su nuevo estudio, publicado en la revista 'Frontiers in Cell and Developmental Biology', los investigadores observaron una diferencia significativa en los ratones de madres alimentadas con una dieta rica en aceite de canola, en comparación con las madres alimentadas con una dieta rica en aceite de maíz. Una dieta materna rica en Omega 3 afectó a los cambios del paisaje epigenético en todo el genoma de la descendencia y potencialmente moduló los patrones de expresión génica.

Los investigadores observaron un retraso de tres semanas en la mortalidad de los ratones cuyas madres fueron alimentadas con aceite de canola frente al aceite de maíz. El retraso inicial de la mortalidad era significativamente diferente, pero no así la tasa de supervivencia global.

Con el tiempo, todos los ratones desarrollaron tumores, pero los alimentados con aceite de canola tenían tumores de crecimiento más lento y más pequeños que los ratones alimentados con aceite de maíz. Trasladado a la escala temporal humana, la duración del efecto protector vinculado a la dieta materna equivaldría a varios meses.

"La cuestión de la dieta de los padres y la transmisión intergeneracional se ha convertido en un importante campo de investigación; sin embargo, el modo de acción suele seguir siendo parcialmente esquivo", señala uno de los autores, Philippe Georgel.

El grupo de investigación se centró en los aspectos epigenéticos de la transmisión transgeneracional para explicar el papel que se ha señalado de los ácidos grasos Omega-3. La epigenética implica cambios en la expresión de los genes que no están vinculados a cambios en las secuencias genéticas.

"Estos resultados tienen el potencial de promover el diseño de cambios sencillos en la dieta que permitan reducir la aparición de varios tipos de cáncer, no sólo para los individuos que utilizan esa dieta sino también para su descendencia", concluye el investigador.

Contador

Para leer más