Publicado 28/07/2021 17:24CET

Un estudio muestra que la vacuna de AstraZeneca tiene un perfil de seguridad similar al de las vacunas de ARNm

Archivo - Vacuna de AstraZeneca.
Archivo - Vacuna de AstraZeneca. - JAIR FERREIRA BELAFACCE/ISTOCK - Archivo

MADRID, 28 Jul. (EUROPA PRESS) -

La vacuna contra el coronavirus desarrollada por Astrazeneca y las de ARNm tienen perfiles de seguridad similares, según ha puesto de manifiesto un estudio de cohorte de más de un millón de personas y que ha sido publicado como preimpresión en la revista 'The Lancet'.

El análisis incluyó a 945.941 participantes a los que se habían administrado vacunas ARNm (778,534 con dos dosis), 426.272 participantes que habían recibido la vacuna de AstraZeneca, 222.710 personas con COVID-19 y a otros 4.570.149 participantes.

En el trabajo se evaluaron las tasas de incidencia de trastornos de la coagulación sanguínea de tromboembolia y trombocitopenia, incluida la trombosis con trombocitopenia, de frecuencia muy rara, después de la vacunación con una vacuna de ARNm o Vaxzevria y se compararon con las tasas esperadas en una población general y en personas con COVID-19.

Los perfiles de seguridad de la vacuna de vector viral de Astrazeneca (Vaxzevria) y la vacuna basada en ARN mensajero fueron similares y, en general, favorables. Se observaron trastornos de la coagulación (TTS) muy poco frecuentes con ambas vacunas, aunque en consonancia con lo que cabría esperar en la población general y más bajos que entre los diagnosticados con COVID-19.

Independientemente de la vacuna utilizada, el aumento de las tasas de trombosis entre las personas infectadas con COVID-19 fue mucho mayor que entre las vacunadas. Asimismo, las tasas de tromboembolia venosa fueron ocho veces más altas después de un diagnóstico de infección por COVID-19 en comparación con la tasa esperada.

Si bien la duración del estudio no fue suficiente para informar sobre las tasas después de dos dosis de la vacuna de AstraZeneca, un segundo estudio publicado en 'The Lancet' informa que la tasa estimada de tromboembolismo con trombocitopenia (TTS) después de una segunda dosis es de 2,3 por millón de vacunados, comparable a la tasa de fondo observada en poblaciones no vacunadas. La tasa de TTS después de la primera dosis es más alta: 8,1 por millón de vacunados.

Para leer más