Actualizado 02/06/2015 18:21 CET

La Unidad de Medicina del Viajero de La Paz-Carlos III atendió a más de 8.000 viajeros en 2014

MADRID, 2 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Unidad de Medicina del Viajero y Vacunación del Hospital La Paz-Carlos III de Madrid atendió en 2014 a un total de 8.229 viajeros y administró 17.239 vacunas, siendo las más usadas la de la hepatitis A, la fiebre amarilla, la hepatitis B y el tétano/difteria.

El balance del pasado año arroja cifras algo inferiores a las del año 2013, debido a los dos meses que se mantuvo cerrada la unidad ya que los equipos sanitarios que la conforman tuvieron que hacer frente a la atención de pacientes infectados por el virus del ébola.

Cuando los viajeros acuden a este servicio deben exponer al especialista su estado de salud, la zona de destino y el tiempo de estancia para adecuar las recomendaciones y tratamiento a cada persona. Estos consejos han de ser personalizados, nunca generalizados, ya que deben ajustarse a los condicionantes de cada paciente.

Entre los diez países más visitados por los usuarios de la unidad, cuatro son de África, cuatro de Asia y dos de América Latina. India sigue siendo el principal destino, 899 viajeros algo más del 10 por ciento, le sigue Kenia con 582 y Tailandia con 433.

En 2014 el 37 por ciento de los viajeros consultaron para ir a África, el 35 por ciento a Asia y el 22 por ciento a América Latina y Centro América. Los viajeros del grupo de edad de 31 a 40 años es el más numeroso, seguido de 19 a 30, y de 41 a 50 años. Un 57 por ciento son mujeres frente a un 43 por ciento de hombres.

El Hospital La Paz-Carlos III es el único de Madrid que dispone de Unidad del Viajero en Pediatría, en la que el año pasado se atendieron a un total de 940 viajeros, de entre 0 y 17 años, un 17 por ciento de los cuales eran menores de dos años.

En total se administraron 1.620 vacunas, de las que un 36 por ciento fueron de hepatitis A, un 22 por ciento de fiebre amarilla, el 15 por ciento tifoidea oral.

El número de consultas se triplica en abril, mayo y junio en los meses previos a las vacaciones de verano y Semana Santa. El principal motivo de los viajes es hacer turismo en familia pero aumentan mucho los que son por motivo de trabajo.