Publicado 01/04/2022 10:05

Las técnicas de imagen de perfusión por RM y TC mejoran el diagnóstico en cardiopatía isquémica

Jornada de expertos 'Avances en cardiopatía isquémica por TC y RM'
Jornada de expertos 'Avances en cardiopatía isquémica por TC y RM' - GE HEALTHCARE

MADRID, 1 Abr. (EUROPA PRESS) -

Las técnicas de imagen de perfusión por resonancia magnética (RM) y tomografía computarizada (TC) tienen un alto rendimiento diagnóstico y pronóstico en cardiopatía isquémica, según ha comentado el director del Servicio de Cardiología del Hospital Ramón y Cajal de Madrid, José Luis Zamorano, en la jornada de expertos 'Avances en cardiopatía isquémica por TC y RM', organizada por General Electric Healthcare Pharmaceutical Diagnostics.

La cardiopatía isquémica es la causa más importante de morbimortalidad en los países occidentales y en España. Además, los datos del Instituto Nacional de Estadística (2020) colocan a esta patología en el primer puesto en mortalidad en España, por encima de los tumores y las enfermedades respiratorias. Presenta, además, una prevalencia ligeramente más alta en mujeres.

La Fundación Española del Corazón define la cardiopatía isquémica como una enfermedad ocasionada por la ateroesclerosis de las arterias coronarias, encargadas de proporcionar sangre al miocardio. La ateroesclerosis coronaria es un proceso lento de formación de colágeno y acumulación de lípidos y células inflamatorias que provocan el estrechamiento de las arterias.

Este proceso no manifiesta síntomas hasta que la estenosis de la arteria coronaria causa un desequilibrio entre el aporte de oxígeno al miocardio y sus necesidades. Las manifestaciones clínicas de la cardiopatía isquémica se clasifican en síndromes coronarios crónicos como la angina estable o en síndromes coronarios agudos como la angina de pecho inestable o el infarto agudo de miocardio, que suponen un mayor riesgo de muerte.

En este sentido, el experto ha comentado que la correcta evaluación de las manifestaciones crónicas, con la ayuda de las técnicas de imagen, permite escoger el mejor tratamiento médico o intervencionista para prevenir las complicaciones agudas cardiovasculares.

Para su manejo, el codirector del Servicio de Radiología de la Clínica Universidad de Navarra, Gorka Bastarrika, ha explicado que las dos técnicas que hoy en día están más en auge, por su capacidad diagnóstica y por la posibilidad de manejar clínicamente al paciente, son la resonancia magnética y la tomografía computarizada.

Por otro lado, en el encuentro se ha tratado el uso del regadenosón, único medicamento aprobado por la Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés) y disponible en España y Portugal, para su utilización en estas modalidades de imagen. "Este fármaco permite a los radiólogos y cardiólogos simplificar los protocolos de estrés en las pruebas de imagen dirigidas a evaluar la perfusión miocárdica", ha señalado Bastarrika.

Finalmente, el doctor Zamorano ha abordado las últimas recomendaciones establecidas en las guías científicas europeas que conceden a estas técnicas de imagen un papel esencial para el adecuado manejo de los pacientes con enfermedad coronaria. "Los métodos diagnósticos no invasivos en cardiología nos permiten diagnosticar de forma muy precisa y precoz a nuestros pacientes, de modo que podemos adelantarnos a las complicaciones y tomar medidas", ha zanjado.