Muere un segundo paciente de ébola en Uganda

RDCongo.- El brote de ébola deja ya 2.000 casos en RDC, donde el Gobierno ve algunos signos "positivos"
JOHN WESSELS / MSF - Archivo
Publicado 13/06/2019 10:46:11CET

   KAMPALA, 13 Jun. (Reuters/EP) -

   Un segundo paciente ha muerto a causa del virus del ébola en Uganda, según ha informado este jueves a Reuters el portavoz del Ministerio de Sanidad, Emanuel Ainebyona.

   La primera víctima fue un niño de 5 años que había cruzado a Uganda el pasado 9 de junio junto a su familia desde República Democrática del Congo (RDC), que sufre otro brote de ébola. Llegaron a Bwera y buscaron atención médica en el hospital de Kagando, donde los trabajadores sanitarios identificaron el ébola como posible causa de la enfermedad.

   La familia del niño estaba bajo observación y las autoridades sanitarias habían confirmado ya otros dos casos de ébola: en la abuela, de 50 años de edad, y en un hermano de 3. "La abuela murió también la pasada noche", ha dicho Ainebyona.

   El portavoz ministerial ha precisado que dos pacientes continúan aislados a la espera de que se confirme si padecen ébola. Se trata del hermano de 3 años y de un joven de 23. En total, 27 personas que estuvieron en contacto con el menor fallecido están bajo vigilancia.

   El Ministerio de Sanidad de RDC explicó que el niño y doce miembros de su familia llegaron a un centro de atención en Kasindi. "Mientras esperaban su traslado al centro de tratamiento de ébola en Beni, seis personas abandonaron el centro de aislamiento en Kasindi y atravesaron la frontera para ir a Uganda", detalló.

   "Las autoridades sanitarias congoleñas informaron directamente a sus colegas ugandeses, que hallaron a la familia en el hospital de Kagando y les trasladaron inmediatamente a la unidad de tratamiento de ébola en Bwera", precisó.

   De los seis miembros de la familia que se quedaron en RDC y fueron trasladados al centro de tratamiento contra el ébola en Beni, "los análisis de laboratorio han confirmado que cinco de ellos también tienen ébola".

OTROS TRES POSIBLES CASOS

   Además, otros tres posibles enfermos de ébola que llegaron el miércoles al distrito de Kanungu procedentes de RDC y estaban bajo observación en un centro médico de Kihihi han escapado cuando el personal sanitario se preparaba para recoger muestras de sangre y enviarlas al Instituto de Investigación de Virus de Uganda (UVRI) para su análisis.

   El inspector sanitario de Kanungu, Kato Besisira, ha contado al diario ugandés 'Daily Monitor' que la fuga de estas tres personas --identificadas como Saddi Muhima, de 46 años, su hijo Issa Muhima, de 19, y Milton Nsenga-- ha desatado el pánico entre los residentes locales.

   El miércoles, se decidió que "los pacientes con ébola actualmente en Uganda sean repatriados de vuelta a RDC, donde pueden recibir atención terapéutica que no está disponible" del lado ugandés de la frontera, según informó la Organización Mundial de la Salud (OMS) al término de una reunión con representantes sanitarios de los dos países.

   No obstante, la OMS aclaró en su cuenta oficial de Twitter que el traslado a RDC "está sujeto a que los pacientes accedan a regresar". De momento, se ha acordado que la delegación congoleña, que ha llevado 400 dosis de vacuna al país vecino, se llevará de vuelta a seis personas en una ambulancia debidamente preparada.

CAMPAÑA DE VACUNACIÓN

   En previsión de una posible expansión del brote de ébola en República Democrática del Congo a Uganda, las autoridades ugandesas habían vacunado a cerca de 4.700 trabajadores sanitarios en 165 instalaciones, incluida en la que quedó hospitalizado el niño.

   La OMS ha anunciado en las últimas horas que enviará a Uganda 3.500 dosis de vacuna contra el ébola para iniciar una nueva campaña de vacunación este mismo viernes "en el anillo de los contactos del (primer) caso", el del niño de 5 años, así como entre el personal sanitario y otros trabajadores de primera línea que aún no estén inmunizados.

   El brote de ébola, que comenzó el pasado 1 de agosto en el este de RDC, afecta a las provincias de Kivu Norte e Ituri. Hasta el momento, según el Ministerio de Salud congoleño, se han contabilizado 2.071 casos --1.977 de ellos confirmados-- y se han registrado 1.396 muertos.

Contador