Actualizado 07/10/2014 6:35:53 +00:00 CET

Médicos y gestores debatirán sobre si el coste debe tenerse en cuenta al decidir un tratamiento para cáncer

Dos días de debates y ponencias expondrán el aumento de la supervivencia de enfermos gracias a las innovaciones farmacológicas

OURENSE, 22 Nov. (EUROPA PRESS) -

Los días 22 y 23 de noviembre gestores sanitarios y responsables médicos de toda Galicia asistirán a tres mesas de debate y una docena de ponencias en las que se abordará la evolución de los tratamientos del cáncer y su resultado en supervivencia de los enfermos y la necesidad que empieza a detectarse en los países desarrollados, de incluir los costes en la elección del tratamiento más adecuado.

El presidente del comité organizador de las jornadas de Farmacoeconomía y Cáncer, y jefe del Servicio de Oncología del Complexo Hospitalario Universitario de Ourense, Jesús García Mata, ha explicado la necesidad de abordar esa cuestión "tal como están haciendo ya en Reino Unido, Alemania o Estados Unidos, entre otros países desarrollados".

García Mata ha explicado que la mortalidad relativa atribuida al cáncer se redujo a la mitad en los últimos 30 años y las expectativas de supervivencia media pasaron de 3 a 5 años "gracias a los nuevos fármacos como evidenció la Sociedad Americana de Oncología que en un estudio concluye que de los 12 hechos más importantes relacionados con esas mejoras, 10 son la introducción de fármacos antitumorales", detalló.

AUMENTAN LA VIDA Y LOS COSTES

Ese aumento de las expectativas de vida, según el oncólogo de Ourense, supone también un aumento en los costes que soportan los sistemas sanitarios "por lo que las sociedades occidentales se están planteando introducir variables diferentes para decidir qué medicamentos son buenos para el sistema, por su eficacia y resultados, y una variable sería la económica", añadió.

"Hay pocos países en los que un medicamento se aprueba o no según este criterio, en España aún no se hace pero sí valoramos aquí los beneficios de un medicamento para discernir cuales son los que hay que mantener a toda costa en el sistema", relató.

En ese sentido, indicó que las dos jornadas para farmacéuticos y oncólogos de toda Galicia, serán las primeras que se celebren en España con este tema central que protagonizará ponencias y tres mesas de debate.

DEBATES SIN GUIÓN

Este viernes día 22 de noviembre, según dijo, Julio García Comesaña, representante del Servizo Galego de Saúde; Rafael López López, del Servicio de Oncología Médica del Complexo Hospitalario Universitario de Santiago y la Jefa del Servicio de Farmacia del Chuac, Isabel Martín Herranz, debatirán sobre los criterios de evaluación económica en oncología.

Otros dos debates se desarrollarán el sábado sobre los criterios clínicos y los metodológicos, en relación al valor añadido de los fármacos para tratar el cáncer, con responsables médicos y de gestión de varios centros sanitarios.

Además, habrá ponencias sobre los modelos económicos en la sanidad de la Unión Europeo, con Belén Corbacho Martín, la supervivencia como variable principal en la elección de los fármacos, a cargo de Rosario García Campelo, o sobre estudios de coste-efectividad y de coste-utilidad en los fármacos, a cargo de Javier Mar Medina.

Según el responsable de la organización, los debates serán de contenido abierto, "sin guines preestablecidos y todos los planteamientos "están avalados por sociedades científicas".

REDISTRIBUIR RECURSOS

A preguntas de los medios de comunicación, negó que la introducción del parámetro del coste responda a una "visión economicista" pues, en realidad, el planteamiento que se debatirá en las jornadas "garantiza el aval sanitario y clínico para el desarrollo de un determinado medicamento, es decir, los médicos seremos la prueba del algodón para los resultados de un fármaco y si no los tiene, no se utilizará.

Por su parte, el subdirector de calidad del CHUO y de Atención al Paciente Ciro Andrés Cabezas, intervino para explicar que en la actualidad y "como ejemplo, se pueden mantener en el sistema sanitario tres fármacos idénticos y con los mismos resultados clínicos para un tratamiento, que simplemente se diferencian en su precio, y como la variable del coste no está incorporada, no existe ese parámetro para decidir cuál aplicar", explicó.

García Mata concluyó que introducir criterios económicos permitiría "redistribuir los recursos para usarlos donde realmente son útiles y teniendo siempre países de referencia donde esto ya está avanzado, como Reino Unido con su Agencia Nacional de Excelencia Clínica, o donde está comenzando como Alemania", agregó.