Los médicos de Atención Primaria piden una "consulta popular" para las reformas sanitarias

Actualizado 04/03/2013 16:22:38 CET
SEMERGEN

MADRID, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN), José Luis Llisterri, ha criticado que la reforma sanitaria impulsada por el Ministerio de Sanidad debería haberse precedido de un diálogo con los profesionales y de un debate parlamentario que no ha tenido, y ha pedido "una consulta popular" para que los ciudadanos decidan sobre el futuro de la sanidad pública en España.

Así lo ha destacado este experto en una rueda de prensa en la que ha hecho un balance de su primer año en la presidencia de esta entidad, que ha coincidido con la puesta en marcha de la reforma sanitaria que Ana Mato impulsó el pasado mes de abril, y a la que "se opusieron frontalmente" en determinados aspectos.

La principal crítica de Llisterri va destinada a la falta de diálogo con la que la titular del ramo ha sacado adelante su reforma. "No nos han consultado, cuando somos los que mejor sabemos cómo y de dónde podemos recortar", ha dicho.

Asimismo, el presidente de SEMERGEN ha reconocido que "no parece lógico" que una reforma "de tal calado" no esté debatida en el Parlamento "ni haya contado con una consulta popular".

"Cuando está en juego un sistema que ha funcionado correctamente tantos años, sabiendo las dificultades que existen y que todos sabemos que tenemos que ayudar y donde, no es de recibo que no haya una consulta con los profesionales, un debate intenso en el Parlamento y por último, una consulta popular", ha aseverado.

Además, ha recordado que los recortes están afectando a todo el país, con una mayor incidencia en determinadas comunidades como Cataluña, Castilla-La Mancha y Andalucía. Pero, en general, "existe una alta variabilidad de los recortes por una absoluta politización del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, cuando lo que requiere es lo contrario, con una profesionalización de la gestión".

Llisterri también ha destacado el caso de la Comunidad de Madrid, criticando que las medidas se hayan tomado "de manera premeditada, alevosa y con nocturnidad, y sin consultar a los profesionales".

En este aspecto, ha destacado la descoordinación entre el Gobierno de la comunidad y el Ejecutivo central a pesar de pertenecer a un mismo partido político.

"Es incoherente que una ministra de Sanidad no se ponga de acuerdo con una comunidad gobernada por el PP y que tiene un consejero que tendría de estar a sus órdenes", ha dicho.

El presidente de SEMERGEN ha denunciado que en los últimos años también se está produciendo un "éxodo masivo de estudios de gran interés", tanto en fase III como en fase IV, de farmacovigilancia, a otros países, "por dificultades burocráticas y técnicas en España".

"No se está reconociendo la capacidad de la Atención Primaria para investigar en condiciones", ha lamentado, destacando el papel de estos profesionales para realizar un seguimiento y analizar la adherencia al tratamiento de pacientes con enfermedades crónicas, como la hipertensión, la artritis o la diabetes.