Actualizado 28/05/2020 10:10:05 +00:00 CET

Mayor riesgo de cáncer de mama después de una enfermedad preinvasiva

Célula de cáncer de mama
Célula de cáncer de mama - ANNE WESTON, FRANCIS CRICK INSTITUTE - Archivo

   MADRID, 28 May. (EUROPA PRESS) -

   Las mujeres a las que se les diagnostica carcinoma ductal in situ (conocido como DCIS) durante el examen de mamas experimentan un mayor riesgo de desarrollar cáncer de mama en comparación con la población general, según un estudio publicado en la revista 'The BMJ'.

   El DCIS es una enfermedad en la que se encuentran células mamarias malignas pero que no se han diseminado más allá de los conductos lácteos. En estas pacientes los riesgos fueron más del doble de los de la población general, incluso para las mujeres diagnosticadas con DCIS de grado bajo o intermedio, y duraban hasta al menos 20 años después del diagnóstico, dicen los investigadores.

   Los diagnósticos de DCIS han aumentado sustancialmente en los últimos años. No pone en peligro la vida de inmediato y generalmente tiene un buen pronóstico pero puede aumentar el riesgo de desarrollar un cáncer de mama invasivo más adelante. El alcance de este riesgo adicional es incierto.

   Por lo tanto, los investigadores del Departamento de Salud de la Población de Nuffield en la Universidad de Oxford y Public Health England se propusieron evaluar los riesgos a largo plazo del cáncer de mama invasivo y de la muerte por cáncer de mama después del diagnóstico de DCIS a través de un examen de mama.

   Sus hallazgos se basan en datos de 35.024 mujeres de Inglaterra diagnosticadas como DCIS por el Programa de Detección de Mamas del NHS desde su inicio en 1988 hasta marzo de 2014.

   Compararon las tasas de cáncer de mama invasivo y de muerte por cáncer de mama con las tasas nacionales correspondientes para mujeres de la misma edad en el mismo año calendario.

   Descubrieron que en diciembre de 2014, 2.076 mujeres habían desarrollado cáncer de mama invasivo, una tasa de incidencia de 8,82 por 1.000 por año y más del doble del número esperado de las tasas nacionales.

   En el mismo grupo de mujeres, 310 murieron de cáncer de mama, una tasa de mortalidad de 1,26 por 1,000 por año y 70% más de lo esperado de las tasas nacionales. Tanto para el cáncer de mama invasivo como para la muerte por cáncer de mama, los aumentos continuaron durante al menos dos décadas.

   Los resultados también sugieren que las mujeres que recibieron un tratamiento más intensivo, como una mastectomía, tenían un menor riesgo a largo plazo de cáncer de mama invasivo que aquellas que se sometieron a una cirugía conservadora, incluso cuando se les administró radioterapia.

   Los investigadores señalan que, en este momento, la vigilancia de las mujeres después de un diagnóstico de DCIS se centra solo en los primeros años. En el Reino Unido, por ejemplo, la mayoría de las mujeres son retiradas del cribaje por mamografías de vigilancia anuales durante cinco años, después de lo cual se realiza un seguimiento adicional cada tres años a través del programa nacional de detección hasta los 70 años.

   "Sin embargo, hemos proporcionado evidencia de la naturaleza a largo plazo del riesgo de enfermedad invasiva después de un diagnóstico de CDIS, incluso para mujeres con enfermedad de grado bajo o intermedio", escriben.

   Los autores advierten de que se necesitan más estudios para fortalecer sobre estos hallazgos, en particular para tratar de determinar qué tipo de DCIS está más estrechamente relacionado con el desarrollo de cáncer de mama invasivo. Esto puede tener implicaciones para el seguimiento y la frecuencia de las imágenes de vigilancia, concluyen.

Para leer más