Publicado 05/08/2021 12:34CET

Más de 11.000 personas iniciaron en 2020 tratamientos por adicción a las drogas en Catalunya

Más de 11.000 personas iniciaron en 2020 tratamientos por adicción a las drogas en Catalunya
Más de 11.000 personas iniciaron en 2020 tratamientos por adicción a las drogas en Catalunya - GOVERN

Salud destaca que se mantuvo la actividad asistencial pese a la pandemia

BARCELONA, 5 Ago. (EUROPA PRESS) -

Un total de 11.353 personas iniciaron en 2020 tratamientos por abuso o dependencia de las drogas en los 63 centros de atención y seguimiento de las drogodepedencias (CAS) y 5.908 personas fueron atendidas en los servicios de reducción de daños (SRD), según el Informe anual del Sistema de Informació de la Subdirección General de Drogodependencias de la Agencia de Salud Pública de Catalunya.

Según ha informado este jueves la Conselleria de Salud de la Generalitat en un comunicado, en 2020 "se consiguió mantener la actividad asistencial" de la Xarxa d'Atenció a les Drogodependències (XAD), parando el impacto del coronavirus y garantizando el servicio de atención urgente para adicciones y a las personas más vulnerables.

Los CAS se mantuvieron abiertos durante los meses de confinamiento y atendieron las demandas urgentes -con alternativas como la atención telemática-- para minimizar la disminución importante que se preveía en los inicio de tratamientos.

Pese al descenso, Salud no constata diferencia ni cambios de tendencias en la proporción de inicios de tratamiento según las sustancias respecto a años anteriores, y el alcohol, con un 41,4% (4.700 casos) se mantiene como la droga con más inicios de tratamiento.

El 73% de las personas que inician tratamiento por alcohol son hombres, con una media de edad de 47 años, el 35% está en paro, siendo este valor cuatro veces superior al de la población catalana y el 45% no había hecho ningún tratamiento previo por la misma sustancia.

Del total de urgencias hospitalarias causadas por sustancias psicoactivas, el 51% lo son por el alcohol, y Salud ha destacado el impacto entre las personas jóvenes, ya que el 5% de estas urgencias son en menores de edad.

La segunda droga con más inicios de tratamiento es la cocaína, con el 24% (2.735 casos), con un 39% que lo hacían por primera vez, cuando hace diez años este porcentaje se situaba en el 60%.

El cannabis ha generado el 14% de los inicios de tratamiento (1.628 casos) y es la droga ilegal más consumida en Catalunya y en gran parte de los países europeos: el 11% de la población de entre 15 y 64 años y el 23% de estudiantes de Secundaria entre 14 y 18 años afirmaba haber consumido cannabis en los últimos 30 días.

En lo que respecta a la heroína, las peticiones de tratamiento están estabilizadas desde inicios de los años 2000, situándose en el 12% (1.312 casos) de las solicitudes, y un 13% iniciaba tratamiento por primera vez.

Gran parte de las personas en tratamiento por adicción a los opioides, sobre todo la heroína, están en tratamiento farmacológico: a finales de 2020, cerca de 8.000 estaban recibiendo este tratamiento, mayoritariamente metadona.

El tabaco representa un 3% (344 casos) de los inicios de tratamiento en los servicios especializados de atención a las drogodependencias, pero Salud ha señalado que la mayoría de tratamientos del tabaquismo se realizan desde otros ámbitos como la atención primaria.

SERVICIO DE REDUCCIÓN DE DAÑOS

Durante la pandemia, sobre todo en periodo de confinamiento, los 18 SRD de Catalunya se mantuvieron abiertos, pese a reducir aforos, y atendieron a 5.908 personas en 2020.

Los SRD atienden a personas consumidoras de drogas con el objetivo de disminuir las consecuencias negativas del consumo en su salud física y psicosocial, y motivar y facilitar el acceso al tratamiento.

El perfil de las personas usuarias de estos servicios revela que son básicamente consumidoras de cocaína o heroína, el porcentaje de hombres llega al 90% y muchas de ellas tienen una situación social precaria y son altamente vulnerables.

Un total de 2.794 personas se beneficiaron de las 14 salas de consumo supervisado que actualmente existen en Catalunya, donde se realizaron un total de 123.552 consumos: en las salas se produjeron 141 sobredosis, una ochentena menos que el año anterior, y ninguna resultó mortal.

Para leer más