Una inmunoterapia aporta más beneficios que la quimioterapia en pacientes con cáncer gástrico

Publicado 04/06/2019 19:00:21CET
VHIO - Archivo

CHICAGO, 4 Jun. (De la enviada especial de Europa Press, Lucila Rodríguez) -

La inmunoterapia está siendo uno de los campos más prometedores en los últimos años para el tratamiento del cáncer como así lo ha demostrado también pembrolizumab, un anticuerpo monclonal de MSD, que ya había mostrado previamente su eficacia en combinación con quimioterapia en el tratamiento de cáncer de pulmón no microcítico, y que ahora lo ha vuelto a hacer en pacientes con cáncer de la unión gástrica o gastroesofágica avanzado.

Así se desprende del estudio de fase III 'Keynote-062', liderado por el director del Vall d'Hebron Instituto de Oncología (VHIO), Josep Tabernero, y cuyos resultados han sido presentados en la reunión anual de la Sociedad Americana de Oncología (ASCO, por sus siglas en inglés), que estos días se celebra en Chicago (Estados Unidos).

En el trabajo han participado más de 700 pacientes, de unos 62 años de media, el 26 por ciento se sometió a una cirugía gástrica previa para extirpar un tumor, el 69 por ciento tenía cáncer gástrico y el 30 por ciento tumor de la unión gástrica. A todos ellos se les dividió en tres grupos. Uno de ellos recibía quimioterapia exclusivamente, otro grupo recibía el tratamiento de pembrolizumab y un tercer grupo un tratamiento combinado.

Estos pacientes recibieron tratamiento durante un mínimo de once meses. De esta forma, los expertos observaron que la inmunoterapia no aporta beneficio cuando se administra junto a la quimioterapia convencional, pero sí cuando se hace como tratamiento único.

"El objetivo era evaluar el efecto de esta terapia en primera línea y, los resultados de pembrolizumab como tratamiento único en estos tumores gástricos substituyendo a la quimioterapia, han demuestrado un beneficio superior a la quimioterapia y a la combinación de ambos en aquellos pacientes que tienen un índice de alta expresión de PDL1, con un índice CPS mayor a 10", ha dicho Tabernero.

En concreto, como terapia de primera línea para cáncer gástrico avanzado, pembrolizumab no fue inferior en sus resultados a la quimioterapia en lo que respecta a la supervivencia general de pacientes que tienen un índice CPS próximo a 1, con una expresión reducida de PDL1, mientras que en aquellos con una mayor expresión (mayor a 10) se mostró una mejor clínica significativa en esta supervivencia.

Y es que, a los dos años, el 39 por ciento de los pacientes (todos los que tenían niveles altos de PD-L1) que recibieron solo pembrolizumab estaban vivos, en comparación con el 22 por ciento de las personas que recibieron quimioterapia estándar.

Asimismo, el estudio ha servido para comprobar que el perfil de seguridad del anticuerpo monoclonal es más favorable que el de la quimioterapia, con menos efectos secundarios en los que tienen una alta expresión de PDL1. "De esta maneta, confiamos que el tratamiento inmunoterápico únicamente con pembrolizumab en esta población de pacientes pueda ser considetado en primera línea de tratamiento en pacientes con tumores gástricos", ha zanjado Tabernero.

Para leer más