La impresión 3D permite personalizar cada intervención quirúrgica y aumenta su seguridad

Actualizado 22/07/2019 16:47:32 CET
Impresión 3D en Cirugía Torácica
Impresión 3D en Cirugía Torácica - ALA OESTE

MADRID, 15 Jul. (EUROPA PRESS) -

La impresión 3D permite personalizar las operaciones quirúrgicas de la pared torácica y conocer la anatomía concreta de cada paciente, lo que permite aumentar la seguridad de cada intervención y disminuir la duración del proceso, según ha concluido el doctor Carlos Fernando Giraldo Ospina, del Hospital Regional Universitario Carlos Haya (Málaga) y miembro de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR).

En el marco de la ponencia 'Aplicaciones quirúrgicas de la impresión 3D en pared torácica' desarrollada durante el 52º Congreso SEPAR 2019, que ha tenido lugar entre el 13 y 16 de junio en Santiago de Compostela, el experto ha puesto de relieve que esta herramienta permite generar modelos específicos para cada paciente, lo que conlleva a que el cirujano tenga una mayor certeza de la anatomía del paciente y aumenta la confianza del profesional.

Uno de los proyectos impulsados en este sentido es el del grupo de ingenieros de la
Subdirección de Tecnologías de la Información y Comunicaciones del Servicio Andaluz de Salud (Salud Tecnolab), de Jaén, encabezado por el ingeniero Carlos Ilia Herraiz Montalvo en colaboración con especialistas de Cirugía Torácica con el doctor Giraldo Ospina y el doctor Sebastián Sevilla López, del Complejo Hospitalario de Jaén. Conjuntamente, estos profesionales han desarrollado modelos físicos en 3D, que permiten personalizar las intervenciones quirúrgicas que realizan.

Para el desarrollo de este proceso personalizado se realiza una exploración radiológica al paciente, que posteriormente servirá para la creación del modelo en 3D. Así, los profesionales analizan el área anatómica sobre la que se requiere el modelo. Después, se elabora un prototipo digital, que se imprime si se ajusta a los parámetros esperados por los radiólogos y especialistas, lo que debe contar con la aprobación de los cirujanos.

Así, estos avances permite a los cirujanos obtener información previa sobre la situación del paciente antes de realizar la operación y estudiar las características anatómicas del enfermo en cuestión. De este modo, se consigue un conocimiento más completo de su anatomía, determinando las zonas más complejas que tendrán que abordar antes de la entrada a quirófano, lo que además facilita la elección del material que se utilizará.

"La impresión en 3D de estos prototipos aporta una optimización de los recursos siendo muchos los beneficios personales y profesionales, a un bajo coste, que se consiguen con el empleo de impresora 3D de uso doméstico, materiales biodegradables y el uso de software libre", ha concluido el doctor Giraldo Ospina.

AUMENTO DE LA COMUNICACIÓN MÉDICO-PACIENTE

Estos modelos se desarrollan también en venas, arterias, huesos, bronquios y laringe. Los más destacados son los de venas y arterias para la Cirugía Torácica, que se utilizan para las intervenciones de cáncer de pulmón. Del mismo modo, destacan los prototipos para lesiones óseas por malformaciones, fracturas o masas tumorales en la pared torácica.

Así, el experto ha destacado que cada vez son más las especialidades quirúrgicas que demandan este servicio. Además, esta herramienta permite aumentar la comunicación entre el paciente y el profesional.

"Estos prototipos han sido el primer eslabón para desarrollar nuevas tecnologías de realidad virtual o mixta y de inteligencia artificial, para cirugía torácica. Hoy, la impresión de los modelos en 3D es el presente, con una visión de una medicina más personalizada y lo mejor de todo es que podrá ser una herramienta útil al alcance de todos los pacientes", ha concluido el experto.