Hospital Quirón realiza por primera vez en Aragón una cirugía de obesidad sin incisiones y a través de la boca

Actualizado 07/10/2014 3:36:07 CET
GRUPO QUIRÓN

ZARAGOZA, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

El jefe de la Unidad de Cirugía Laparoscópica Avanzada del Hospital Quirón de Zaragoza, Jorge Solano, ha realizado una intervención para el tratamiento de la obesidad que supone una evolución de la técnica, conocida como manga gástrica, que se lleva a cabo sin ningún tipo de cortes o incisiones, ya que todo el proceso se lleva a cabo a través de la boca del paciente.

La novedad, y lo que marca la diferencia, es que el procedimiento se realiza por vía oral mediante endoscopia. La nueva técnica recibe el nombre de endo-sleeve y ha permitido que el paciente intervenido, tras sólo unas horas de estancia en el hospital, ya se encuentre, sin ningún tipo de problema, en su casa.

El sistema consiste en un dispositivo que permite realizar sutura en la pared del estómago y reducir la capacidad del mismo, lo que proporciona la aparición de sensación de saciedad con la ingesta de poca cantidad de alimentos. Permite la disminución de la luz gástrica sin necesidad de incisiones ni largos postoperatorios, evitando de este modo los inconvenientes de la cirugía tradicional.

Todo el procedimiento se realiza vía oral por endoscopia, sin necesidad de incisiones, lo que reduce el periodo de recuperación. Se hace de forma ambulatoria, sin las molestias que conllevan las hospitalizaciones, aunque la intervención se realiza bajo anestesia general y en el quirófano, para mayor seguridad del paciente.

La sutura es de polipropileno y todo el sistema se encuentra libre de látex, lo que reduce casi a cero las complicaciones de carácter alérgico. Al no haber incisiones, las molestias tras la intervención son mínimas, el paciente regresa a su domicilio transcurridas unas horas de la intervención y en 24 horas reanuda su actividad normal.

RÁPIDA Y MÍNIMAS MOLESTIAS

"Tenemos grandes esperanzas puestas en este tipo de tratamiento, ya que es muy similar a otras intervenciones que realizamos con cirugía laparoscópica (manga gástrica) pero evitamos los cortes e incisiones, con lo que la recuperación es mucho más rápida y las molestias postoperatorias mínimas", ha explicado el doctor Solano.

"La recuperación, como en otros tratamientos endoscópicos contra la obesidad, se realiza sin necesidad de largas hospitalizaciones, siendo ésta rápida y sin dolor. Los días posteriores a la intervención el paciente sigue una dieta adecuada", ha relatado.

Existen varios tratamientos endoscópicos contra la obesidad como el balón gástrico o el POSE. La diferencia de estas técnicas con el endo-sleeve es que el balón es temporal y debe retirarse pasados unos meses, con lo que gran número de pacientes pueden volver a engordar.

El POSE es una técnica definitiva, pero la reducción que se obtiene del tamaño del estómago es mucho menor que con la técnica del endo-sleeve. En la intervención se usa la tecnología 'Over Stitch de Apollo Endosurgery' siendo la primera técnica endoscópica que permite la realización de suturas evitando la cirugía abierta.

El doctor Jorge Solano llevó a cabo en 2010 la primera intervención metabólica para controlar la diabetes tipo 2. Desde entonces ya ha realizado más de 200 intervenciones de este tipo. Tras analizar todos esos casos, el 81,1 por ciento de las personas que se han sometido a "cirugía de diabetes" ha conseguido controlar la enfermedad y mejorar su calidad de vida, sin tomar ningún tipo de medicación, según los resultados.

Es el estudio con mayor número de casos disponibles en España desde que en febrero de 2010 se realizara con éxito la primera intervención.