La falta de humanización, una de las principales carencias en la sanidad de los países desarrollados

Archivo - Médico estudiando el cerebro de un paciente.
Archivo - Médico estudiando el cerebro de un paciente. - IPOPBA/ISTOCK - Archivo
Publicado: miércoles, 3 julio 2024 19:04

MADRID, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

La humanización y la falta de atención personalizada son las principales áreas de mejora en la atención sanitaria en los países desarrollados, según el estudio 'El impacto de la equidad en salud en comunidades y estrategia empresarial: Una llamada a la acción', realizado a 6.001 personas de Estados Unidos, Reino Unido, Alemania y España por OmnicomPublicRelationsGroup.

"En España, aunque la atención médica está bien valorada por la población, según el último Barómetro Sanitario de 2023, que sitúa la satisfacción del sistema sanitario en un 6,27, hemos observado que existen otros aspectos en la atención sanitaria con áreas de mejora en opinión de los ciudadanos, sobre todo, en lo que a humanización y atención personal se refiere", señala Ana González, directora asociada y responsable del área de salud de OmnicomPRGroup.

PRINCIPALES CONCLUSIONES GENERALES

Según el World Economic Forum, el 70 por ciento de las inequidades en salud está relacionado con factores no médicos. Por este motivo, señala que la equidad se debe buscar en reducir las diferencias injustas y evitables entre grupos de personas, en identificar los sesgos y en humanizar la atención médica. Partiendo de este dato, el estudio de OmnicomPRGroup revela la existencia a nivel internacional de cinco cuestiones clave.

En primer lugar el 60 por ciento de los encuestados a nivel mundial ha sentido alguna vez discriminación en su vida por razones de edad, peso corporal o raza. El estudio también resalta la pérdida de confianza en el sistema sanitario como consecuencia de percibir una falta de empatía, reconocido por 8 de cada 10 encuestados a nivel global.

Las otras cuestiones clave son el compromiso de la comunidad en la que viven con la promoción de la salud y la generación de hábitos de vida saludables; la brecha digital como tendencia global, y una mayor comprensión y entendimiento, entre las demandas de los ciudadanos españoles.

En este sentido, el 55 por ciento de los encuestados en España afirma que la empatía y sentirse escuchados son algunos de los valores que buscan en los profesionales sanitarios. Además, el 63 por ciento asegura que el profesional sanitario no pasó tiempo suficiente con ellos y el 48 por ciento declara que no le preguntaron lo que era importante para ellos.

Así, el estudio pone de manifiesto que los pacientes desean que los profesionales sanitarios pasen más tiempo con ellos (57%), el 56 por ciento demanda que se les explique todas las opciones de tratamiento y entender su estado de salud de una forma sencilla (61%).

Sin embargo, a pesar de estos datos, la pérdida de confianza no recae en el profesional médico, ya que para 8 de cada 10 es la figura clave a quien recurrir para conseguir información sobre salud.

"Nos encontramos ante un reto sanitario que nos plantea la necesidad de escuchar muy bien a nuestra sociedad, entender sus percepciones y sus necesidades. Ahora, en la etapa postcovid y quizá como una consecuencia natural acentuada por la pandemia, nos hemos dado cuenta de que, como pacientes, también jugamos un papel muy importante en el cuidado de nuestra salud. Por eso, queremos sentirnos tanto atendidos como entendidos", explica Montse Escudero, directora de OmnicomPublicAffairs.

DIGITALIZACIÓN

Además, la posibilidad de que el sistema sanitario ofrezca canales digitales que faciliten la información sanitaria es otro de los aspectos demandados por los encuestados. Así, el 54 por ciento afirma que el acceso a su historial médico y a la información sobre su salud es útil y 4 de cada 10 reclama aplicaciones digitales holísticas que abarquen salud física, mental y emocional.

Además, el 63 por ciento de los encuestados que afirma haber utilizado portales digitales para conectar con su médico considera que es una herramienta útil: el 39 por ciento asegura que le permite conectar con su profesional sanitario con mayor facilidad y rapidez y, el 24 por ciento dice que su contenido es fácil de entender.

MAYOR CONFIANZA EN EL PROFESIONAL SANITARIO

Por otro lado, el estudio global realizado por OmnicomPRGroup ha revelado diferencias significativas entre los países incluidos en la investigación. Uno de ellos es que la población española confía mucho en la información médica que reciben de los profesionales sanitarios.

Muestra de ello es que el 80 por ciento de los encuestados afirma confiar en la información médica proporcionada por profesionales sanitarios y no busca información fuera de los canales sanitarios. Alemania sigue de cerca esta tendencia. Sin embargo, en el Reino Unido, el 57 por ciento de la población busca información médica fuera de los proveedores de salud, mientras que en Estados Unidos lo hace un 44 por ciento de los encuestados.

Otro de los aspectos diferenciales tiene que ver con la discriminación. A nivel global, los encuestados en todos los países informan haber experimentado discriminación relacionada con su género, orientación sexual, peso o raza. Sin embargo, España se encuentra entre los países con menor incidencia de discriminación en estos aspectos. Por otro lado, Alemania y Estados Unidos son los que más discriminación reportan según el estudio.

"El estudio pone de manifiesto que el tipo de relación que el profesional médico establece con sus pacientes influye directamente en la efectividad de la asistencia médica. Ya se han llevado a cabo medidas para poner al paciente en el centro del sistema, y ahora, las conclusiones del estudio vienen a refrendar la opinión de algunos expertos que señalan la humanización del sistema como la necesidad de apostar por la escucha activa y la atención plena e integral del paciente, con todas sus particularidades, donde también se tenga en cuenta la atención psicológica y social", concluye González.

Contador