Expertos destacan que los nuevos antirretrovirales consiguen una eficacia superior al 90%

Publicado 27/05/2019 14:11:08CET
- GILEAD

MADRID, 27 May. (EUROPA PRESS) -

La infección por VIH ha evolucionado de una enfermedad con altas tasas de mortalidad a una condición crónica en países desarrollados debido a la constante innovación y evolución de intervenciones efectivas, según han resaltado expertos durante la jornada '¿Qué criterios debemos tener en cuenta para definir el éxito terapéutico en el VIH?', organizada por Gilead Sciences en el XXIII Congreso Nacional de la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC) en Madrid.

"En este momento, el tratamiento antirretroviral tiene una alta eficacia, superior al 90 por ciento en la inmensa mayoría de los tratamientos que se realizan, pero se ponen sobre la mesa una serie de criterios importantes para mantener esta eficacia, como son que el tratamiento no tenga toxicidad, que tenga un perfil muy favorable de interacciones y que pueda utilizarse de forma prácticamente general en la población infectada por el VIH", ha comentado el doctor Josep Mallolas, del Hospital Clínic de Barcelona.

Además, Gilead ha patrocinado un segundo workshop dentro del congreso sobre 'BIKTARVY-Innovación en VIH', en el que se ha explicado cómo 'BIKTARVY' (bictegravir 50 mg/emtricitabina 200 mg/tenofovir alafenamida 25 mg; BIC/FTC/TAF) permite el inicio rápido del tratamiento antirretroviral tras el diagnóstico, ya que no requiere esperar el resultado de ninguna de las pruebas analíticas que se realizan durante la visita basal. Esta característica ayuda a conseguir antes la supresión de la carga viral y, por tanto, un mejor control de la infección.

"Al igual que otras opciones usadas hasta ahora, alcanza la supresión virológica en los análisis por intención de tratar de varios ensayos clínicos en más del 90 por ciento de casos, lo que significa que en la vida real si un paciente lo toma de forma correcta, con alta probabilidad será eficaz. Tiene una alta tolerabilidad, el ratio por discontinuaciones fue muy bajo en ensayos clínicos, y es cómodo de tomar para los pacientes porque no solo es una nueva pastilla única sino la más pequeña del mercado, lo que facilita la adherencia al tratamiento", ha comentado el doctor Daniel Podzamczer.

'BIKTARVY' está comercializado en un solo comprimido que integra 3 componentes (bictegravir, emtricitabina y tenofovir alafenamida) con un tamaño muy reducido, lo que supone que es un tratamiento muy fácil de tomar y que los pacientes toleran de una forma buena. Por otro lado, es un tratamiento que en los ensayos clínicos ha demostrado unas tasas de éxito "muy buenas". "Todo esto va a constituir un hito muy importante en la historia del tratamiento antirretroviral", han concluido.