Un enfoque multidisciplinario en atención cardiaca aumenta hasta en un 75% la supervivencia de los pacientes

Publicado 15/07/2019 11:18:34CET
Infarto, ataque corazón
Infarto, ataque corazón - FLICKR - Archivo

MADRID, 15 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un grupo de investigadores de la Universidad de Utah (EE.UU) ha demostrado que los equipos de cuidado médico multidisciplinarios en atención cardiaca aumentan hasta en un 75 por ciento la supervivencia de los pacientes que han sufrido un ataque cardiaco.

El estudio, publicado en 'Circulation', se ha desarrollado en el Hospital Universitario de Salt Lake City (EE.UU) y ha contado con una muestra de 123 pacientes ingresados en este centro entre abril de 2015 y agosto de 2018. Así, se han comparado sus datos con los de 121 pacientes anteriores.

En este sentido, Iosif Taleb, becario postdoctoral en cardiología en la Universidad de Utah, ha destacado que tomar un enfoque multidisciplinario favorece la supervivencia de los pacientes que han sufrido un 'shock' cardiogénico refractario en comparación con el modelo estándar de tratamiento y atención.

Esta dolencia es una afección grave que puede tener lugar tras un ataque cardiaco. Se da por un fallo en el corazón o el sstema circulatorio que resulta en el déficit de sangre para alimentar correctamente a todos los órganos del cuerpo. Actualmente, el método que se utiliza para su remedio se basa en un dispositivo que circula mecánicamente por la sangre. No obstante, a pesar de esta intervención, entre el 40 y 50 por ciento de los pacientes mueren tras un periodo de 30 días.

Así, Stavros Drakos, autor principal del estudio y director médico del programa de insuficiencia cardiaca y apoyo circulatorio mecánico en la Universidad de Utah, ha elaborado un equipo formado por un cardiólogo de insuficiencia cardiaca, un cirujano cardiotorácico, un cardiólogo intervencionista y un médico de la unidad de cuidados intensivos con el objetivo de observar si las colaboraciones existentes en el equipo cardiovascular ayudan a mejorar la situación de estos pacientes.

De este modo, dicho enfoque ha supuesto una mejora en la tasa de supervivencia a los 30 días en los pacientes que fueron dados de alta y los que permanecieron en el hospital. Así, los expertos han puesto de relieve que se necesita desarrollar ensayos clínicos más grandes para medir la eficacia en diferentes poblaciones y hospitales.

"Creemos que tener una decisión médica consensuada mientras se disciernen cuidadosamente los positivos y negativos de cada caso del paciente desde el punto de vista de todas las especialidades médicas involucradas es más probable que presente más beneficios que en el caso de la decisión de un médico individual", ha concluido Antigone Koliopoulou, cirujana cardiotorácica de la universidad.