Publicado 16/02/2021 17:01CET

Descubren biomarcadores que podrían servir para diagnosticar una lesión cerebral traumática leve

Lesión cerebral traumática leve
Lesión cerebral traumática leve - RSNA - Archivo

MADRID, 16 Feb. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de la Universidad de Finlandia Oriental han descubierto, en un estudio publicado en el 'International Journal of Molecular Sciences', que ciertos microARN plasmáticos podrían servir como biomarcadores para diagnosticar una lesión cerebral traumática leve.

La lesión cerebral traumática leve es difícil de detectar con los métodos de imagen convencionales actuales. De hecho, la mayoría de los pacientes no presentan daño estructural visible en el cerebro, el cual podría detectarse mediante tomografía computarizada.

Incluso sin daño estructural visible es "extremadamente importante" diagnosticar una lesión cerebral traumática leve, ya que la capacidad de los pacientes para trabajar y su calidad de vida en general podrían deteriorarse.

Los biomarcadores de sangre permiten un diagnóstico rentable y mínimamente invasivo. Estudios anteriores han demostrado que muchos biomarcadores son prometedores para caracterizar la gravedad de la lesión cerebral traumática y pueden proporcionar información a nivel molecular sobre los cambios patológicos en curso.

Sin embargo, en el estudio recientemente publicado los investigadores se propusieron encontrar microARN que pudieran servir como biomarcadores para diagnosticar una lesión cerebral traumática. Los microARN, o miARN, son pequeñas moléculas de ARN que regulan la expresión de genes que codifican proteínas.

Los expertos secuenciaron muestras de plasma sanguíneo de un modelo animal tanto después de una lesión cerebral traumática leve como grave. Los miARN que muestran el mayor potencial sobre la base de los datos de secuenciación se seleccionaron para un análisis adicional basado en la reacción en cadena de la polimerasa (PCR).

"Hemos estado desarrollando un método de análisis y medición adecuado, especialmente para los miARN que se pueden encontrar en pequeñas cantidades en el plasma, y este método se basa en la PCR de gotitas digitales", han explicado los científicos.

El objetivo del estudio recientemente publicado ha sido identificar biomarcadores de miARN en plasma que son sensibles y específicos a una lesión cerebral traumática leve en un modelo animal, y explorar si también podrían usarse para diagnosticar una lesión cerebral traumática leve en humanos.

"Encontramos dos biomarcadores interesantes en el modelo animal, los miARN plasmáticos miR-9a-3p y miR-136-3p, que luego decidimos analizar en muestras de sangre extraídas de pacientes con lesión cerebral traumática. Los niveles elevados de estos biomarcadores nos permitieron para identificar a algunos de los pacientes que habían experimentado una lesión cerebral traumática leve", han detallado los expertos.

En otras palabras, miR-9a-3p y miR-136-3p en plasma demostraron ser candidatos a biomarcadores potenciales para diagnosticar una lesión cerebral traumática leve, tanto en el modelo animal como en pacientes. "Ambos miARN son más abundantes en el cerebro que en otros tejidos, y sus niveles elevados en plasma podrían deberse a una lesión cerebral y al nivel de su gravedad. Sin embargo, aún se necesitan más investigaciones en cohortes de pacientes más grandes", han zanjado.