Desarrollan un modelo de filtración 'in vitro' para la investigación de la enfermedad renal

Publicado 14/08/2019 13:07:11CET
Riñones, riñón
Riñones, riñónFLICKR/ TAREQ SALAHUDDIN - Archivo

MADRID, 14 Ago. (EUROPA PRESS) -

Un grupo de investigadores del Children's Hospital Los Angeles (EE.UU) han desarrollado un modelo de filtración 'in vitro' que mejora el abordaje de la enfermedad renal crónica (ERC), lo que amplía el conocimiento sobre los mecanismos celulares de esta lesión y podría ayudar a la detección de nuevos fármacos o a la prevención del daño.

El riñón contiene unas estructuras llamadas glomérulos, dentro de los cuales hay una barrera de filtración compuesta por dos capas de células y una membrana. Así, el movimiento de la sangre a través de cada glomérulo conlleva que las toxinas y moléculas pequeñas puedan pasar por el mismo, mientras que las proteínas y otros componentes se mantienen en el torrente sanguíneo. Sin embargo, cuando tiene lugar un trastorno renal este proceso de filtración se descompone.

En este sentido, el estudio, publicado en 'Nature Communications', se ha llevado a cabo con el objetivo de estudiar la estructura del glomérulo para entender por qué se descompone su capacidad para filtrar la sangre.

Para ello, el equipo ha cultivado células renales sanas, a las que se les ha añadido suero sanguíneo de individuos sanos con el objetivo de que desarrollen una barrera glomerular natural. Así, se ha conseguido que actúen como los riñones humanos, es decir, que las proteínas permanezcan en el suero mientras que las moléculas más pequeñas pasan al filtrado.

Sin embargo, cuando se ha añadido suero de pacientes con ERC las proteínas han comenzado a filtrarse. En este contexto, los niveles de proteína medidos en el experimento han coincidido en un 90 por ciento con las muestras clínicas de pacientes afectados.

De este modo, esta filtración 'in vitro' permite examinar los mecanismos moleculares de daño renal en pacientes individuales. Asimismo, la progresión de la enfermedad se puede controlar mediante la realización de muestreos de sangre y este modelo podría servir para la detección de nuevos fármacos, han explicado los expertos.

"Esto nos abre la puerta para entender lo que todavía no sabemos, los mecanismos moleculares de la lesión en la ERC y cómo prevenir el daño", ha concluido Laura Perin, profesora en la Escuela de Medicina Keck de la Universidad del Sur de California (USC) en Estados Unidos y co-autora del estudio.

Contador