Crean un dispositivo que detecta lesiones cerebrales leves con una gota de sangre

Una gota de sangre es suficiente para que TBIcheck diagnostique un posible traum
UNIGE
Actualizado 30/07/2018 18:54:58 CET

MADRID, 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de la Universidad de Ginebra (UNIGE), en colaboración con los Hospitales de Barcelona, Madrid y Sevilla, han desarrollado un pequeño dispositivo que detecta con una gota de sangre las lesiones cerebrales leves.

Caerse mientras se está esquiando, por las escaleras o recibir un golpe en la cabeza puede causar síntomas como visión borrosa, vómitos, pérdida de conocimiento o memoria durante aproximadamente 30 minutos, lo que aumenta el riesgo de trauma cerebral leve, el cual representa más del 90 por ciento de las lesiones cerebrales que se registran en los hospitales.

Actualmente, los pacientes acuden a Urgenncias para someterse a una tomografía computarizada, una prueba costosa que envía rayos X al cerebro para detectar la presencia o ausencia de un trauma cerebral. Como estos casos son leves, la mayoría de los pacientes pasan mucho tiempo en las salas de espera de las Urgencias, aumentando así el riesgo de padecer alguna secuela.

"Nos preguntamos si era posible aislar ciertas proteínas cuya presencia en la sangre aumenta en caso de lesión cerebral traumática leve. Nuestra idea era encontrar una manera de hacer un examen rápido que permitiera, durante un combate de boxeo o fútbol americano por ejemplo, determinar si el atleta puede regresar al campo o si su condición requiere hospitalización", han explicado los expertos.

Durante un choque en la cabeza, algunas células del cerebro se dañan y liberan las proteínas que contienen, lo que aumenta su nivel en la sangre. Por este motivo, los expertos quisieron comparar la sangre de los pacientes ingresados por lesión cerebral traumática leve con la de aquellos que nunca han sufrido un trauma de este tipo.

Usando análisis proteómicos, que pueden cuantificar miles de proteínas simultáneamente y observar variaciones en sus niveles en la sangre, los investigadores aislaron gradualmente cuatro moléculas que indican la presencia de una lesión cerebral: H-FABP, Interleucina-10, S100B y GFAP.

Posteriormente, desarrollaron un dispositivo que se pudiera usar en todas partes, de forma rápida y sencilla, y que pudiera estar disponible en farmacias o salas de deportes. El que han elaborado es similar al que se utiliza en las pruebas de embarazo, y permite que con una sola fota de sangre, el paciente conozca en diez minutos si existe un riesgo de traumatismos leves, es decir, si su nivel de H-FABP es superior a 2,5 nanogramos por mililitro de sangre.

"Si aparece un carril, la persona lesionada debe ir a un hospital para una tomografía computarizada, si no hay nada, puede irse a casa con seguridad", han aseverado los investigadores.

Este dispositivo, patentado por UNIGE, serán comercializado a partir de 2019 por ABCDx, una 'start-up' fundada hace cuatro años por Jean-Charles Sanchez de UNIGE y Joan Montaner de Vall d'Hebron Hospital en Barcelona. "Hoy, nuestra investigación muestra que los resultados son aún más precisos cuando combinamos los niveles de H-FABP y GFAP. Actualmente estamos preparando uno aún más eficaz, que permitirá enviar al hogar al 50 por ciento de los pacientes, pero que requiere un aumento en la sensibilidad de la prueba que recibe la sangre", han zanjado.