El compromiso del Estado con Valdecilla muestra a los cántabros "que pueden confiar" en Gobierno regional

Actualizado 02/07/2012 13:16:35 CET
EUROPA PRESS

Achaca el pago del 100% del precio en algunos medicamentos al déficit que dejó el PSOE en España

SANTANDER, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente autonómico, Ignacio Diego, ha asegurado este domingo que, tras el compromiso del Estado de financiar las obras del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla, y pese a que socialistas y regionalistas dijeron "una y mil veces" que el Gobierno de España no lo iba a hacer, "ahora los cántabros saben que pueden confiar" en que el Ejecutivo regional y él mismo defienden sus intereses.

"Tienen al Gobierno y a su presidente para que les defienda cómo se merecen", ha afirmado Diego en una entrevista en RNE, en la que ha participado Europa Press, en la que ha opinado que tras la "sentencia" realizada, a su juicio, por el anterior Gobierno de España del (PSOE) "aceptada" por el entonces jefe del Ejecutivo regional, Miguel Ángel Revilla, y por los socialistas cántabros, los ciudadanos tenían "asumido" de que tendría que pagar más de la mitad del coste de las obras de su dinero, sin la ayuda del Estado.

Sin embargo, ha subrayado que "ahora no va a ser así". "Sigo creyendo en las personas que siguen teniendo responsabilidades, como Rajoy. Sigo creyendo que cuando hay una posibilidad de cumplir los compromisos adquiridos, por encima de todo está esa responsabilidad de cumplir y sigo creyendo que una reivindicación razonable, justa y formulada de manera seria, rigurosa y planteada con razones y argumentos va a prevalecer por eso he hecho, lo que he hecho", ha aseverado.

El presidente regional ha señalado que el compromiso del Estado de financiar Valdecilla plasmado ya en una enmienda escrita en el Senado "pronto" será un convenio firmado por él y, o bien el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, o la ministra de Sanidad, Ana Mato.

Según ha dicho, cuando se suscriba el convenio, lo hará "orgulloso" de haber cumplido un compromiso con el que estaba "absolutamente comprometido en sacar adelante".

Por otra parte, y en cuanto a la conclusión de las obras, ha explicado que su "objetivo" es que esto ocurra "a finales de 2014 o principios de 2015", si bien ha aclarado que no se trata de acabar las obras incluidas el proyecto, sino de las modificaciones que se han realizado.

"Las obras no tienen nada que ver con el proyecto", ha dicho Diego, quien ha subrayado que, durante el Gobierno del bipartito PRC-PSOE -al que ha calificado de "indolente, irresponsables y gastador sin sentido común-- se han ido cambiando, a su juicio "de una manera de caprichosa" que obligaron al anterior Ejecutivo regional a realizar algunas actuaciones "de emergencia" que costaron "un montón de millones de euros" que ahora hay que pagar a estas empresas y en las actuales circunstancias, en las que se está "ahorrando un euro de aquí y un euro de allá".

MEDICAMENTOS

Sin salir de la sanidad, Diego también ha sido cuestionado por la decisión del Gobierno de España de dejar de financiar más de 400 medicamentos, cuyos usuarios, a partir de ahora, tendrán que pagar en su totalidad.

Según ha opinado, esta decisión se debe al déficit superior al previsto que ha encontrado Rajoy cuando ha asumido el Gobierno, que alcanza el 8 por ciento y no entre el 5-6% del que habló el PSOE cuando dio el relevo al PP.

"Del 5% al 8% hay miles de millones de euros que hay que pagar a alguien", ha dicho Diego, quien ha calificado que lo gastado de más en España "un año detrás de otro" ha llevado a un "desastre nacional y a una situación "tremendamente delicada" que, a su juicio, "los ciudadanos no acaban de percibir del todo en muchas ocasiones".

Sin embargo, ha opinado que los ciudadanos "no están para eso" y son los gobernantes los que "están para tomar este tipo de decisiones tan duras, tan difíciles y tan costosas" como la de los medicamentos.

Diego se ha mostrado "orgulloso" de que el Gobierno de España esté tomando decisiones que se tenían que haber tomado antes y que, al no tomarlas, conllevan consecuencias "más gravosas" y "difíciles" de lo podrían haber sido si se hubieran hecho "los acomodos" entonces, con "mucho menos" coste y "menos traumáticos".