El cannabidiol tiene potencial para tratar el dolor crónico (pero se necesita investigar más)

Publicado 22/08/2019 16:44:33CET
   Gael Santiago Díaz es un niño mexicano de 12 años de edad al que le diagnosticaron, hace más de ocho años, el Síndrome de Lennox-Gastaut que es una de las 40 variantes de epilepsia de difícil control. Sin embargo, tras un año y medio de tratamiento con
Gael Santiago Díaz es un niño mexicano de 12 años de edad al que le diagnosticaron, hace más de ocho años, el Síndrome de Lennox-Gastaut que es una de las 40 variantes de epilepsia de difícil control. Sin embargo, tras un año y medio de tratamiento con - TWITTER - Archivo

MADRID, 22 Ago. (EUROPA PRESS) -

Los aceites y productos de cannabidiol (CBD) podrían ser prometedores para tratar afecciones como el dolor crónico y la adicción a los opiáceos, pero se han realizado pocos estudios clínicos sobre su seguridad y eficacia en humanos, según han concluido investigadores de la Clínica Mayo (Estados Unidos).

El CBD es cada vez más popular entre los consumidores como formas de encontrar alivio para los dolores y molestias, la ansiedad, los trastornos del sueño y otros problemas crónicos. Lo que no está claro es si son seguros y realmente útiles para tratar todo este tipo de problemas.

"Hay muchos hallazgos intrigantes en estudios preclínicos que sugieren que el CBD y el aceite de cáñamo tienen efectos antiinflamatorios y podrían ser útiles para mejorar el sueño y la ansiedad. Pero los ensayos en humanos son todavía limitados, así que es demasiado pronto para ser definitivo sobre la eficacia y la seguridad", señala Brent Bauer, uno de los autores del estudio, que se ha publicado en la revista 'Mayo Clinic Proceedings'.

El investigador asegura que "hay razones para preocuparse" por el creciente número de informes de lesiones hepáticas en pacientes que han usado productos CBD. "Con el creciente interés de los pacientes en los productos de aceite de cáñamo y CBD, es importante que la investigación clínica avance para comprender mejor su valor potencial y seguridad", señala.

La legalización de la marihuana con fines medicinales ha despertado un gran interés entre los consumidores por los productos de venta libre que contienen estas sustancias, especialmente para el alivio del dolor crónico. En este sentido, el doctor Bauer también anima a los profesionales sanitarios a aprender "tanto como sea posible" y a desarrollar una experiencia sobre estos productos, y a tomar "en serio" el interés de sus pacientes.

"Animamos a los médicos a no desatender el interés de sus pacientes por estos productos y a mantener tanto la curiosidad clínica como un sano escepticismo acerca de las afirmaciones hechas. El control del dolor crónico sigue siendo un reto para los pacientes y los médicos, y estas terapias son un área prometedora que necesita más investigación. Para los pacientes que luchan contra el dolor crónico, los médicos que se toman el tiempo para escucharlos y responder a sus preguntas con compasión, pero con un enfoque basado en la evidencia, pueden ayudarlos a tomar decisiones informadas", defiende el investigador.

La variedad de productos y la regulación limitada de estos productos es una preocupación para los profesionales de la salud, según el estudio. No se han realizado estudios de seguridad rigurosos sobre los aceites CBD que contengan n una variedad de compuestos que se encuentran en la planta de cáñamo, no solo CBD.