Publicado 19/08/2021 09:43CET

La campaña de vacunación temprana contra la COVID-19 en EE.UU. evitó 140.000 muertes y 3 millones de casos

Archivo - Vacuna Covid-19
Archivo - Vacuna Covid-19 - CLÍNICA MARGEN - Archivo

MADRID, 19 Ago. (EUROPA PRESS) -

La campaña de vacunación temprana contra el COVID-19 en los Estados Unidos evitó casi 140.000 muertes y 3 millones de casos de COVID-19 en la segunda semana de mayo, según un nuevo estudio publicado en la revista 'Health Affairs'.

Como resultado de los esfuerzos de vacunación temprana, el estado medio experimentó cinco muertes menos por COVID-19 por cada 10.000 residentes adultos. El estudio estima el número de vidas salvadas durante los primeros cinco meses de la campaña de vacunación en cada uno de los 50 estados y en Washington, DC.

Al ajustar el tamaño de la población, Nueva York registró la mayor reducción estimada, con 11,7 muertes menos por COVID-19 por cada 10.000 residentes adultos. Hawaii observó la menor reducción, con 1,1 muertes menos por COVID-19 por cada 10.000 residentes adultos.

El estudio,es uno de los primeros en proporcionar una evaluación de los impactos de las campañas de vacunación a nivel estatal para hacer frente a la pandemia de COVID-19.

"Este estudio pone de manifiesto el espectacular éxito de los primeros meses de la implantación de la vacuna contra el coronavirus en el país --afirma Christopher Whaley, autor principal del estudio e investigador de políticas en RAND, una organización de investigación sin ánimo de lucro--. Los hallazgos proporcionan apoyo a las políticas que amplían aún más la administración de la vacuna para permitir que una mayor proporción de la población de la nación se beneficie".

La pandemia de coronavirus ha provocado más de 4,3 millones de muertes en todo el mundo y más de 600.000 en EE.UU. Aunque el acceso y el uso de las vacunas ha variado sustancialmente en los distintos estados y subpoblaciones durante las primeras fases de la campaña de vacunación en Estados Unidos, el número de casos y muertes por COVID-19 ha disminuido considerablemente desde que se iniciaron los programas de vacunación.

Investigadores de RAND y de la Universidad de Indiana crearon modelos para estimar el número de muertes por COVID-19 que se habrían producido en ausencia de las vacunas. La diferencia entre el número real de muertes y esas estimaciones proporciona una medida del número de muertes por COVID-19 evitadas por la campaña de vacunación.

La información sobre las dosis de vacunas administradas en cada estado procedía del Bloomberg COVID-19 Vaccine Tracker, y los datos sobre las muertes por COVID-19 de cada estado procedían de la base de datos de Coronavirus (COVID-19) de 'The New York Times' en Estados Unidos. El estudio abarcó el período comprendido entre el 21 de diciembre de 2020 y el 9 de mayo de 2021.

El progreso de la vacunación a nivel estatal varió con el tiempo. Alaska fue el primero en alcanzar las 20 dosis por cada 100 adultos el 29 de enero de 2021, mientras que Alabama fue el último el 21 de febrero de 2021. El 6 de mayo de 2021, California fue uno de los primeros en alcanzar las 120 dosis por cada 100 adultos y muchos estados aún no han alcanzado ese hito.

El valor económico de las vidas salvadas durante el periodo de estudio se estima entre 625.000 millones de dólares y 1,4 billones de dólares. Hasta finales de 2020, el gobierno federal estadounidense había asignado 13.000 millones de dólares para el desarrollo y la fabricación de vacunas.

"Nuestros resultados sugieren que los esfuerzos adicionales para vacunar a las poblaciones a nivel mundial y de manera coordinada serán fundamentales para lograr un mayor control de la pandemia de COVID-19", apunta Sumedha Gupta, primer autor del estudio y economista de la Universidad de Indiana-Purdue de Indianápolis.