Publicado 11/11/2021 18:55CET

Un biomarcador sanguíneo podría predcir la diabetes tipo 2 muchos años antes

Archivo - Anemia. Análisis de sangre.
Archivo - Anemia. Análisis de sangre. - ISTOCK - Archivo

MADRID, 11 Nov. (EUROPA PRESS) -

Un estudio dirigido por la Universidad de Lund (Suecia) ha identificado una proteína en la sangre que podría predecir la diabetes de tipo 2 hasta diecinueve años antes de la aparición de la enfermedad.

La diabetes de tipo 2 es una epidemia mundial cada vez mayor, ya que el 6 por ciento de la población mundial padece esta enfermedad. Sin embargo, el riesgo de desarrollar diabetes de tipo 2 puede reducirse en gran medida si se controla el peso, se come bien y se hace ejercicio antes de la manifestación real de la enfermedad.

La detección temprana del riesgo de diabetes de tipo 2 antes de los síntomas podría ayudar a minimizar las complicaciones de salud relacionadas con la diabetes.

"Descubrimos que los niveles más altos de la proteína follistatina que circula en la sangre predicen la diabetes de tipo 2 hasta diecinueve años antes de la aparición de la enfermedad, independientemente de otros factores de riesgo conocidos, como la edad, el índice de masa corporal (IMC), los niveles de glucosa en sangre en ayunas, la dieta o la actividad física", explica el doctor Yang De Marinis, autor principal del estudio, que se ha publicado en la revista 'Nature Communications.

Este descubrimiento se basa en estudios que han seguido a 5.318 personas a lo largo de 4 a 19 años en dos lugares diferentes de Suecia y Finlandia.

La folistatina es una proteína que se segrega principalmente en el hígado y que interviene en la regulación del metabolismo. El estudio investigó lo que le ocurre al organismo cuando la follistatina en la circulación sanguínea es demasiado elevada.

A partir de los datos clínicos del estudio alemán Tübingen Diabetes Family Study y de una investigación de biología celular, los investigadores descubrieron que la follistatina favorece la descomposición de las grasas del tejido adiposo, lo que provoca una mayor acumulación de lípidos en el hígado. Esto, a su vez, aumenta el riesgo de padecer hígado graso no alcohólico y diabetes de tipo 2.

Para averiguar qué regula los niveles de follistatina en sangre, los investigadores realizaron un estudio de asociación del genoma completo (GWAS) en 5.124 personas de Suecia, Reino Unido e Italia, y revelaron que los niveles de follistatina están regulados genéticamente por la proteína reguladora de la glucoquinasa (GCKR), que influye en varios rasgos metabólicos.

"Este estudio demuestra que la follistatina tiene el potencial de convertirse en un importante biomarcador para predecir la futura diabetes de tipo 2, y también nos acerca a la comprensión de los mecanismos que subyacen a la enfermedad", afirma De Marinis.

El siguiente paso es poner los resultados en uso clínico. La empresa de biotecnología Lundoch Diagnostics, de la que Yang De Marinis es director general, está desarrollando una herramienta de diagnóstico basada en la inteligencia artificial que utiliza la follistatina como biomarcador de la diabetes de tipo 2. Comercializará la herramienta en virtud de solicitudes de patente en los mercados mundiales.

El objetivo de la herramienta es proporcionar un simple análisis de sangre, en el que los resultados de un panel de biomarcadores de proteínas puedan ser imputados en un algoritmo impulsado por la IA, y en última instancia, dar a los pacientes una puntuación de riesgo para evaluar su riesgo de diabetes tipo 2 en el futuro.

"Este descubrimiento encierra la oportunidad de instituir medidas para evitar que la diabetes tipo 2 se establezca. Nuestra investigación continuará hacia este objetivo", concluye el científico.

Contador