Actualizado 29/04/2011 15:38 CET

Fernández dice que la victoria de la derecha en Asturias sería "el principio del fin" de la sanidad pública

Javier Fernández, Junto A Ramón Quirós, José Ramón Riera Y Clara Costales
EUROPA PRESS

OVIEDO, 29 Abr. (EUROPA PRESS) -

El candidato socialista a la Presidencia del Principado, Javier Fernández, ha advertido este viernes de que una victoria de la derecha en Asturias sería "el principio del fin" del sistema sanitario público "tal y como lo conocemos". Por ello, ha destacado el compromiso histórico del PSOE con el modelo sanitario público y se ha apostado por mejorar la eficiencia del sistema.

Asimismo, ha resaltado el alto grado de satisfacción de los asturiano con el sistema sanitario y ha incidido en que la gente "tiene que reflejar con el voto" su apoyo a este servicio social, con el que según las encuestas, están conformes.

Javier Fernández ha hechos estas declaraciones durante su intervención en un acto organizado por la FSA-PSOE en Oviedo con motivo del 25 aniversario de la Ley General de Sanidad, en el que también han participado la secretaria de Desarrollo Socioeconómico y Programas de la FSA-PSOE, María Luisa Carcedo; el consejero de Salud y Servicios Sanitarios, Ramón Quirós, y el ex consejero de Sanidad de Madrid en el gobierno de Joaquín Legina, Pedro Sabando.

El candidato socialista ha incidido en el gran cambio vivido por la sociedad española en los últimos 25 años, al pasar de un modelo en el que muchas personas no tenían cobertura sanitaria ni de desempleo o derecho a pensiones, a un Estado de Bienestar con importantes coberturas. "Las políticas sociales tienen la impronta socialista", ha defendido.

Fernández ha recordado la labor de Ernest Lluch, el ministro socialista que impulsó la Ley General de Sanidad "frente a la confrontación de las derechas española y nacionalista". En esta línea, ha respaldado el Estado de Bienestar que ha permitido un país "más vivible, pero también más estable y seguro".

No obstante, ha alertado de que "están en riesgo las conquistas sociales" y ha apostado por "defenderlas" para lo que se ha comprometido a mejorar la eficiencia y la competitividad. "Queremos toda la cohesión social que se pueda financiar", añadió rechazando la postura "adversa" que "con claridad meridiana" dice, expresa el ex presidente del Gobierno, José María Aznar.

Igualmente, ha defendido las trasferencias a las comunidades autónomas, algo que entiende "es indiscutible", aunque destaca como problema que con 17 modelos sanitarios distintos se pueda mantener la equidad del sistema que quiere la sociedad española. En este sentido, ha criticado las políticas desarrolladas en Madrid, Cataluña o Comunidad Valenciana, donde "se eliminan impuestos pero no se dice a los ciudadanos que se recortan prestaciones".

Al respecto, ha señalado la creciente provisión privada de servicios públicos sanitarios en Madrid, donde la población paga hasta 234 euros más de media en la sanidad privada que en Asturias, ha dicho Javier Fernández.

En la misma línea, Pedro Sabando ha instado a comparar los resultados de los diferentes modelos sanitarios desarrollados por las diversas comunidades para saber qué modelo de gestión es más eficaz y garantiza mejor la cohesión social, al tiempo que ha abogado por desarrollar una mayor coordinación entre autonomías a través del Consejo Interterritorial.

Sabando ha aprovechado, también, para elogiar al candidato socialista, del que dijo está "muy comprometido" por la sanidad pública como base del Estado de Bienestar. Así, ha afirmado que Javier Fernández será "muy determinante" para el futuro de Asturias, del PSOE y de España. "Más de lo que aparentemente se piensa", ha remarcado.

Por su parte, Ramón Quirós ha rendido "tributo" a los profesionales que han trabajado por consolidar el actual sistema sanitario y ha resaltado las "fortalezas" del modelo asturiano que permite la atención "a toda la población sin discriminación de ningún tipo". "La sanidad es un factor de competitividad esencial", ha apuntado rechazando la privatización de la gestión.

Además, María Luisa Carcedo ha lamentado que el sistema sufra "ataques furibundos" en época de crisis. "Cuando se habla de recortes, se habla en primer lugar de la sanidad pública", ha señalado reconociendo que hay que someterla a una mejor gestión y mayor eficacia, pero ha apostado por ella "como elemento clave e irrenunciable para la cohesión social".