Actualizado 22/03/2010 11:54 CET

Andalucía.-Casi 65.000 bebés se benefician del programa de detección precoz de la hipoacusia en 2009, según Salud

SEVILLA, 22 Mar. (EUROPA PRESS) -

Un total de 64.649 bebés se han beneficiado del Programa de Detección Precoz de la Hipoacusia durante 2009, una prueba diagnóstica, no invasiva, indolora y que se realiza a todos los menores en los primeros días de vida al objeto de poder intervenir, en caso de diagnóstico positivo, antes de los seis meses.

El Programa de Detección Precoz de Hipoacusias en Recién Nacidos, que comenzó en 2004 y se encuentra implantado en la actualidad en todos los hospitales públicos andaluces, ha permitido la detección rápida de problemas auditivos en un total de 66 recién nacidos sobre una cobertura del 83,63 por ciento del total de recién nacidos.

Según los datos recogidos en el registro de hipoacusia, en Almería se sometieron durante el año pasado a esta prueba un total de 5.473 bebés (7 casos detectados); 9.122 en Cádiz (22 casos detectados); 5.563 en Córdoba (3 con resultado positivo); 7.217 en Granada (6 casos positivos); 5.328 en Huelva (3 casos positivos); 6.064 en Jaén (3 casos detectado); 13.649 en Málaga (16 casos positivos); y 15.864 en Sevilla (6 casos positivos).

Este cribado, que se realiza en tres fases en los primeros meses de vida, consiste en una primera prueba que se realiza en el hospital a las 24 horas de nacer y antes del alta hospitalaria y sólo en caso de resultado dudoso, positivo o antecedente de riesgo familiar o preconcepcional, se realiza una segunda prueba en los servicios de Otorrinolaringología del hospital de referencia antes de los dos meses de vida a fin de confirmar el diagnóstico.

La tercera prueba se realiza antes de los seis meses de vida a aquellos menores con sospecha de hipoacusia, con resultado dudoso en la segunda prueba o con antecedentes de riesgo.

En 2009 se realizaron las primeras pruebas de detección de sordera a 64.649 bebés, de los que 3.195 fueron explorados por segunda vez y de éstos, 553 fueron revisados por tercera vez al existir dudas sobre los resultados extraídos de la segunda prueba.

En el supuesto de diagnóstico de hipoacusia se procede a la orientación terapéutica adecuada, así como la remisión al servicio de Otorrinolaringología del Hospital San Cecilio de Granada de en los casos que requieran un implante coclear para solucionar los problemas auditivos de los menores. El hospital granadino es referente andaluz para este tipo de intervenciones desde 1989.

La puesta en marcha de este programa de diagnóstico precoz tiene por objeto detectar en los primeros momentos de vida del niño posibles problemas auditivos a fin de poder tomar las medidas necesarias para evitar que esta situación tenga una repercusión negativa en su desarrollo.

Es por ello que la implicación de los padres en el proceso terapéutico es muy importante, así como su colaboración en el diseño de las estrategias a seguir con su hijo, facilitarle la información de los recursos de redes sociales y asociaciones de autoayuda, que existan en la zona, y los recursos sociales que sean de interés.