Administrar vitamina C acorta la estancia en la UCI

Vitamina C
GETTY - Archivo
Publicado 27/03/2019 16:49:42CET

MADRID, 27 Mar. (EUROPA PRESS) -

La administración de vitamina C acorta la duración de la estancia en la unidad de cuidados intensivos en un promedio del 8 por ciento en 12 ensayos con 1.766 pacientes, según un metanálisis realizado por la Universidad de Helsinki (Finlandia) que ha sido publicado en la revista 'Nutrients'.

La bioquímica de la vitamina C es compleja. Por ejemplo, participa en la síntesis de norepinefrina y vasopresina, que influyen en el sistema cardiovascular; y carnitina, que participa en el metabolismo energético. A través de sus efectos epigenéticos, la vitamina C puede influir en cientos de genes. En ensayos controlados, la vitamina C ha reducido la presión arterial, la incidencia de fibrilación auricular, la broncoconstricción, el dolor, los niveles de glucosa en pacientes con diabetes tipo 2 y ha acortado la duración de los resfriados.

Los niveles plasmáticos muy bajos de vitamina C no son poco comunes en los hospitales. Además, el metabolismo de la vitamina C cambia en muchas condiciones que implican estrés fisiológico, como infecciones, cirugía, traumas y quemaduras, en cuyo caso los niveles de vitamina C pueden disminuir drásticamente.

Aunque 0,1 gramos al día de vitamina C pueden mantener un nivel plasmático normal en personas sanas, se necesitan dosis mucho más altas, hasta 4 gramos diarios, para que los pacientes gravemente enfermos aumenten sus niveles de vitamina C en el plasma hasta el rango de personas sanas normales.

Dado que la vitamina C ha mostrado diversos efectos sobre las afecciones médicas, y la evidencia acumulada sobre los bajos niveles de vitamina C y el aumento del metabolismo de la vitamina C en pacientes gravemente enfermos, podría influir en los resultados prácticos, como la duración de la estancia en la UCI, sin ninguna restricción sobre las afecciones médicas específicas que causan la estancia en la UCI.

Ante toda esta evidencia previa, las doctoras Harri Hemilä y Elizabeth Chalker llevaron a cabo una revisión sistemática de la vitamina C para pacientes de la UCI. Identificaron 18 ensayos controlados relevantes y 12 de ellos se incluyeron en el metanálisis sobre la duración de la estancia. En promedio, la administración de vitamina C acortó la estancia en UCI en un 7,8 por cineto. En seis ensayos, la administración oral de vitamina C con una dosis promedio de 2 gramos por día redujo la duración de la estancia un 8,6 por ciento.

"La vitamina C es un nutriente esencial, seguro y de bajo coste. Dada la evidencia consistente de los ensayos publicados hasta ahora, podría administrarse a pacientes de la UCI, aunque se necesitan más estudios para encontrar protocolos óptimos para su administración. Algunos estudios sobre el resfriado común han indicado que puede haber una respuesta de dosis lineal para la vitamina C en la duración del resfriado común de hasta 6 y 8 gramos diarios. Evidentemente, la respuesta para dosis superiores a 2 gramos al día también debe ser investigada en pacientes de la UCI", explica Hemilä.