Aborto.- Sanidad asegura que las CCAA no necesitarán más financiación con la nueva ley porque "habrá menos abortos"

Actualizado 04/08/2010 15:23:06 CET

Recuerda a los médicos que "no es necesario ningún registro para hacer objeción de conciencia

MADRID, 4 Ago. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de Sanidad, José Martínez Olmos, asegura que no será necesario aumentar la financiación para la práctica de interrupciones voluntarias de embarazos tras la modificación de la ley del aborto, como han denunciado algunas comunidades autónomas, ya que desde el Gobierno están convencidos de que "habrá menos abortos", tanto en el ámbito público como en el privado.

"Lo único que hace la nueva ley es cambiar los supuestos por los que se legaliza la interrupción voluntaria del embarazo", asegura el número dos de Trinidad Jiménez, en una entrevista a Europa Press, negando así que esta normativa, que cumple un mes desde su entrada en vigor, vaya a conllevar un "impacto económico" para el Sistema Nacional de Salud (SNS).

En el último Consejo Interterritorial de Salud, celebrado el pasado mes de julio, algunos consejeros autonómicos advirtieron de que la nueva ley podría provocar un incremento de abortos en la sanidad pública, cuando desde el ministerio confían en que va a pasar todo lo contrario.

Por ello, Jiménez se comprometió a hacer un seguimiento de los dos primeros años de funcionamiento de la ley a fin de evaluar el potencial impacto, como establece la propia norma.

Pese a todo, insiste Martínez Olmos, "el aborto va a disminuir", reconociendo además que "las propias clínicas privadas ya han evidenciado este descenso" que, añade, "será mayor en la medida que sean eficaces los objetivos de la ley".

Además, otro de los motivos de este descenso será la libre dispensación de la píldora del día después, que desde septiembre del año pasado se puede adquirir en farmacias sin necesidad de receta y "favorece la prevención del embarazo si se complementa con la difusión del uso del preservativo u otros métodos anticonceptivos".

Por otro lado, el secretario general de Sanidad ha asegurado que los médicos que los médicos que no quieran practicar una interrupción voluntaria del embarazo podrán hacerlo sin necesidad de que haya un registro donde quede constancia de su objeción.

LOS MÉDICOS OBJETORES "NO NECESITAN REGISTROS"

"No ha sido necesario ningún registro para hacer objeción de conciencia en la interrupción voluntaria del embarazo desde 1985", según ha aseverado Martínez Olmos en una entrevista a Europa Press, de ahí que "no entienda" la necesidad que ha surgido de elaborar este tipo de registros con la nueva ley que entró en vigor en julio.

"Probablemente los colegios quieran un registro para otra cosa pero, para esto, no es necesario", ha insistido.

Como recuerda, el aborto sigue siendo el único ámbito de la atención sanitaria que tiene reconocida la objeción de conciencia, y los profesionales sanitarios hacen uso de la misma "sólo cuando se lo piden".

Por ello, el secretario general de Sanidad tampoco entiende la creación de estos registros cuando "muchas comunidades dan esta prestación exclusivamente a través de una red concertada".

En estos casos, según añade, "ningún profesional es llamado a hacer esta práctica y, donde se hacen, están los profesionales que están dispuestos...¿Cuál es la necesidad de hacer un registro entonces?".