Aborto.- Aído dice que la actitud del PP es de "un partido antisistema" y anuncia medidas jurídicas si no acata la ley

Actualizado 06/07/2010 14:33:36 CET

MADRID, 6 Jul. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Igualdad, Bibiana Aído, ha afirmado este martes que la negativa del Gobierno de Murcia (PP) a aplicar la Ley de Salud Sexual y Reproductiva e Interrupción Voluntaria del Embarazo "es propia de un partido antisistema", por lo que dijo esperar que el líder del PP, Mariano Rajoy, "ponga orden", al tiempo que anunció que el Gobierno adoptará "medidas jurídicas" si no se acata la nueva norma.

"Me parece profundamente irresponsable que un presidente de una comunidad autónoma pueda hacer declaraciones en ese sentido y lo que espero es que Mariano Rajoy ponga orden en su partido, porque esto es más propio de un partido marginal o un partido antisistema que de un partido con aspiraciones de gobierno", ha señalado Aído en declaraciones a los medios en su ministerio.

En su opinión, los 'populares' "han iniciado un camino que van a tener que desandar": "Esperamos que se rectifique y desde luego, pondremos en marcha todos los mecanismos jurídicos en el caso de que no sea del modo en que esperamos para hacer efectivo el cumplimiento de la ley", aseveró.

La ministra ha incidido en que "en Democracia no hay nadie que esté por encima de la ley, este es un Estado de derecho y las leyes están para cumplirlas" y se preguntó "qué concepto tienen de la democracia y qué concepto tienen del Estado de Derecho" en el Partido Popular.

Asimismo, Aído ha enviado un "mensaje de tranquilidad" a las ciudadanas susceptibles de acogerse a la nueva norma porque, según explicó, "se está poniendo en marcha con toda la normalidad en la mayoría de las comunidades autónomas" y "está todo listo para que pueda garantizarse la prestación", por lo que dijo esperar que "no haya mayores problemas en su aplicación".

En cuanto al recurso de inconstitucionalidad planteado por el PP y el Gobierno de Navarra contra la ley, Aído ha reiterado que "están en su legítimo derecho". "Habrá que esperar el pronunciamiento del Tribunal Constitucional, pero el Gobierno está absolutamente tranquilo porque estamos convencidos de la constitucionalidad de la ley, que respeta los espaccios establecidos por las sentencias del Alto Tribunal", ha sentenciado.