Tres mujeres fallecen por el virus en un fin de semana convirtiéndose en las primeras víctimas andaluzas

Actualizado 24/08/2009 12:32:02 CET

SEVILLA, 24 Ago. (EUROPA PRESS) -

Tres mujeres se han convertido en las primeras víctimas mortales del virus de la gripe A/H1N1 en la comunidad autónoma andaluza al fallecer en centros hospitalarios de Sevilla, Cádiz y Granada, dándose además la coincidencia de que las tres --agregadas al número global de víctimas del territorio español, que suma ya 15-- han perdido la vida en el mismo fin de semana y de que todas presentaban patologías previas.

El primer caso se dio en el Hospital de Valme de Sevilla, cuando Nayat, una mujer embarazada de 39 años y de origen marroquí, falleció tras haber ingresado días antes en su semana 39 de embarazo con fiebre alta, tos y dolor torácico. El miércoles 19 de agosto se le practicó una cesárea por empeoramiento clínico y por temor de que la situación pudiera afectar al bebé que esperaba, ingresando tras la intervención en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), donde falleció.

El bebé, que se encuentra en buen estado de salud, continúa en el centro hospitalario a la espera del alta médica, según añadió la Consejería de Salud, cuya titular, María Jesús Montero, informó de que Nayat padecía de hepatitis y de un grado de obesidad "importante".

LA FAMILIA DE NAYAT NO OBSERVÓ SÍNTOMAS

No obstante, la familia de la difunta --que residía en Alcalá de Guadaíra desde hacía ocho años junto con su marido e hijos, que también precisaron de asistencia sanitaria por gripe A, si bien éstos se recuperaron-- incidió en que durante el embarazo la difunta se encontraba "estupendamente bien", en contraposición a las patologías previas que según la Junta presentaba en el momento de su ingreso hospitalario.

El hermano de la fallecida, Mustafá, indicó a Europa Press que "no sabemos nada sobre enfermedades, pero sí podemos decir que durante todo el embarazo se encontró bien, eso se puede ver en el historial médico, y su ingreso se debió a unas molestias en el pecho que se atribuyeron a otro tipo de virus".

"No presentaba síntomas", recalcó Mustafá, que asimismo relató como a partir de que le hicieran la cesárea para evitar afecciones al bebé, "mejoró y empezó a comer, pero al día siguiente fue a peor y a peor hasta que murió".

En estos momentos, la familia se encuentra a la espera de los informes médicos. Asimismo, el hermano de Nayat confirmó que próximamente la familia intentará reunirse con el Consulado de Marruecos y con administraciones de cara a buscar una fórmula para financiar la repatriación del cuerpo en su país de origen, donde desean que sea enterrada. "Nosotros no tenemos dinero para pagarlo", agregó.

LA SEGUNDA VÍCTIMA, YA ENTERRADA

El segundo caso se dio a conocer a última hora de la tarde del sábado, cuando trascendió que M.L.P., una deficiente psíquica de 50 años, había fallecido en el Hospital Punta de Europa de Algeciras (Cádiz), como consecuencia de complicaciones derivadas de la gripe A/H1N1.

Según fuentes consultadas por Europa Press, el cuerpo sin vida de la mujer fue trasladado al tanatorio de Tarifa --de donde era originaria--, donde fue velado por familiares y amigos hasta su entierro, que se llevó a cabo a las 13:30 horas en un acto multitudinario y muy emotivo. Según las fuentes consultadas, se trata de una familia "muy conocida" en el pueblo, pues son propietarios de una conservera.

La paciente, que según un comunicado de Salud tenía "antecedentes de otras enfermedades previas" y se hallaba ingresada en el centro especializado Ansasull, ingresó el pasado 3 de agosto en el Hospital de La Línea (Cádiz) con fiebre alta, siendo trasladada el día 5 al Hospital Punta de Europa de Algeciras, a petición de la familia. El día 10 ingresó en la UCI de dicho hospital, donde murió, después de que las pruebas médicas le detectaran una neumonía de base.

LA ÚLTIMA VÍCTIMA PADECÍA DE OBESIDAD MÓRBIDA

Por último, el domingo una joven de 20 años, natural de Granada y que, según informaron a Europa Press, padecía de obesidad mórbida, falleció en el hospital granadino de San Cecilio. Según indicó a Europa Press la delegada provincial de Salud de la Junta en Granada, Elvira Ramón, la paciente tenía patologías previas e ingresó el pasado miércoles 19 de agosto en el hospital con varios síntomas como fiebre alta, tos, dificultad respiratoria y vómitos.

Tanto Ramón como su homólogo en Cádiz, Hipólito García, y la propia consejera de Salud han incidido en las últimas horas en lanzar un mensaje de tranquilidad a la ciudadanía, señalando que en más del 95 por ciento de los casos de gripe A se observa una evolución satisfactoria y que en la mayoría de los casos ésta se trata en el propio domicilio.