El tabaco, el alcohol y la obesidad son las principales causas del aumento de tumores esofágicos

Actualizado 03/03/2008 21:59:53 CET

MADRID, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

Los hábitos de vida poco saludables como el consumo de tabaco y alcohol y el aumento de los índices de obesidad explican el incremento de la prevalencia de tumores esofágicos, según informó hoy Roche en un comunicado en relación a la Reunión de conclusiones del Simposio en Cáncer Gastrointestinal de la Sociedad Americana de Oncología Clínica (ASCO).

En referencia a los avances producidos en este campo, la doctora Pilar García Alfonso, del Servicio de Oncología Médica del Hospital Gregorio Marañón de Madrid, señaló que "la determinación de células tumorales circulantes se decanta como un predictor independiente y significativo de supervivencia libre de progresión de la enfermedad y supervivencia global en los pacientes que reciben tratamiento con quimioterapia, lo que ayuda a conocer el grado de respuesta al tratamiento".

En cuanto a los tumores esofágicos, el doctor Carles Pericay, del Servicio de Oncología Médica del Hospital Parc Taulí, destacó que "parece confirmarse definitivamente el aumento de la supervivencia en los pacientes que reciben tratamiento de quimioterapia y radioterapia preoperatoria. A los estudios que ya conocíamos se añaden dos más -el MRC OE02 y el JCOG 9907- que confirman estos resultados".

Además, los expertos destacaron los fármacos basados en dianas moleculares, que proporcionan un notable incremento en las tasas de supervivencia de los pacientes con cáncer colorrectal.

En cuanto a los tumores gástricos, los expertos se han referido al papel del tratamiento preoperatorio. Según Pericay, "cuando se trata de cáncer gástrico avanzado, actualmente hay estudios con gran variedad de combinaciones de fármacos quimioterápicos asociados a fármacos diana. En este sentido, esperamos que los resultados demuestren un aumento de la supervivencia de las combinaciones de quimioterapia actuales", afirmó.

Con respecto al tratamiento del cáncer de páncreas avanzado, los expertos manifestaron que gemcitabina continúa siendo la terapia de elección, con un aumento de supervivencia significativo cuando se asocia a erlotinib.